Nunca Más: Báculo Legendario (Fin)

(1) Báculo del Cuervo (Arma Ascendida)

(2) El Don de Nunca Más

(3) El Tributo Místico

(4) El Don del Dominio de Maguuma

 

Día 61 del mes del Coloso de 1328 d.E (30 de Noviembre de 2015), ese día el Chamán del Cuervo, al cual pedí consejo ante mi visión del Espíritu del Cuervo sólo me dijo una cosa:

Debe ser tu leyenda. Desea unirse a ti por fin tras tu largo viaje. Eres una Ravendeath. El Cuervo siempre ha formado parte de ti y de tus antepasados durante generaciones. Es momento de que aceptes tu legado. Eso es, y nada más

Han pasado exactamente 8 meses y 7 días desde que comenzara aquel camino. 250 días completos, con sus días y sus noches, además de cuatro estaciones distintas. Y hoy, Lina mandó a Hugin para avisarme que me esperaba en La Terraza Real, en la esquina noroeste de Linde de Divinidad, en Kryta dado que había conseguido un pase para el acceso a este lugar y era el momento perfecto para usarlo. Hubiera preferido que este encuentro fuera en Hoelbrak mi hogar, pero por desgracia necesitábamos aún de la Forja Mística y ésta sólo está en Arco de León y en este lugar concreto, así que me pareció una buena idea aprovechar.

Cuando presenté el pase y accedí a la Terraza Real la emoción me embargaba. Mi viaje estaba a punto de finalizar. Un viaje de 250 días que me ha llevado por toda Tyria, descubierta y también por descubrir, donde he conocido a héroes hasta ahora anónimos y he compartido con otros sí conocidos mi camino. Hoy el viaje llega a su fin.

Lina me esperaba en el banco de Artificiero con una gran sonrisa y sus mejores galas. Según me vio aparecer me señaló los 250 Lingotes Cristalinos recién fabricados con las 250 Gemas Amalgamadas (creadas, o conseguidas).

– ¿Quieres saber lo mejor de esto? – preguntó casi con sorna en su voz.- A diez Gemas Amalgamadas de obtener las 250, la Forja Mística del… dragón…- se atragantó diciendo aquello.- Decidió soltarme 25 Gemas Amalgamadas en el penúltimo intento.

– ¿Y qué tiene de bueno? – pregunté con curiosidad.

– Que de todas las veces que la he usado para crearlas, y créeme han sido muchas veces, la muy desgraciada sólo… sólo en dos ocasiones me ha devuelto 25 gemas, el resto todas ellas… 10. Estoy ya inmersa en la búsqueda de mejorar a ésta condenada de alguna forma, porque eso de que la suerte influya, me parece algo demasiado asquerosamente aleatorio. Bien… vamos allá. Convirtamos el trabajo de meses en Nunca Más. Primero el Don de Maguuma que tanto te ha costado. Primero crearemos… el Don del Conocimiento.

Ahora que había podido comprar a los Itzel el Don que les pertenecía, por fin Lina pudo echar a la Forja Mística los cuatro dones que tantos dominios habían costado: El Don de los Exaltados, El Don del Planeo, el Don de los Nuhoch y el Don de los Itzel. La Forja nos devolvió por fin El Don del Conocimiento.

Después,  cogiendo del saco los 250 Lingotes Cristalinos, la Esquila de Hematites y el Don de Maguuma y el recién creado Don del Conocimiento… respiró y lanzó todo ello a la Forja. Ésta por fin nos devolvía el último ingrediente.

Ingredientes para la creación del Don del Domino de Maguuma

 

– Aquí está… Míralo… ¡Ya está! – dijo llena de emoción.

– Estamos preparadas… Ya tenemos todo: El Don de Nunca Más, El Tributo Místico, el Don del Dominio de Maguuma… y El Báculo del Cuervo.

Elementos para la creación de Nunca Más

Ingredientes para la creación de Nunca Más

Saqué de mi espalda mi Báculo Ascendido. Prácticamente me había acompañado durante… los últimos seis meses… 201 días portando un ascendido, con un Poe aprendiendo para ser un futuro Báculo Legendario. Realmente de los 250 días desde que comenzara el camino, solo 49 de ellos estuve sin mi preciosa Armas Ascendida. 49 días me llevaron completar su creación, y el resto, los 201 restantes, la larga y agónica creación de Nunca Más.

– ¿No te irás a arrepentir ahora verdad? – preguntó Lina con cierto tono asustado.

– Me ha salvado muchas veces…- dije pensativa.- Dame sólo un momento ¿vale?

– Que no sea demasiado, el pase aquí dentro es de dos semanas.

– No voy a esperar dos semanas…- dije acariciando a Poe, el cuervo que me había acompañado como ascendido y que estaba a punto de convertirse en legendario.

Tras unos segundos más contemplando su luz azulada le pasé el arma a Lina. Esta tomó los otros tres objetos y se preparó para lanzarlo a la Forja Mística. Colocó los tres primero y me tendió mi propio báculo.

– Todo listo a falta de él.- dijo.

– Lo prometido: haremos esto juntas.- dije tomando el báculo y sin dejar que ella lo soltara. A la vez, Norn y Asura… colocamos el báculo en la Forja.

La Forja Mística se tragó los cuatro objetos y tras unos eternos segundos…
– Aquí está, es un hecho. Nunca Más. Ondine Ravendeath… Eres portadora de un Arma Legendaria.

Allí estaba… Estaba sujetando por fin a Nunca Más. Poe parecía el mismo pero… ¡Vaya que no era el mismo! Brillaba con un aura única… Incluso en reposo, su magia y su energía, la del Ancestral Cuervo me envolvía.

– Mi trabajo ha concluido.- dijo Lina sonriendo feliz. Oficialmente soy Maestra Legendaria.

– Sin duda… Gracias.

– No hay de qué. Y bien… ¿ahora qué? – preguntó Lina con curiosidad viendo como miraba embelesada mi nueva arma.

– Viajaré a Hoelbrak, al Albergue del Cuervo. Llevaré a Poe allí para honrar mi larguísimo camino…

– Los Norn sois muy raros… no te ofendas.- dijo Lina pensativa.

– Y después, empezaré a mandar las invitaciones a la Fiesta del Palo Poe más grande que Nunca Más se hará en toda Tyria. La fiesta llegará a los confines de Cantha, Elona y El Anillo de Fuego, créeme. Habrá tanta cerveza… como días, DominiosGemas Amalgamadas, Madera de Tyria y Orbes de Berilo han costado para la creación de Nunca Más.

Y la luz de la lámpara que sobre él se derrama
tiende en el suelo su sombra.  

Y mi alma,
del fondo de esa sombra que flota sobre el suelo,
no podrá liberarse.

¡Nunca más!

PD: Gracias a todos y cada uno de aquellos que hoy saben que forman parte de mi Arma Legendaria. Héroes Anónimos, Héroes Conocidos que habéis seguido, ayudado, leído o colaborado en cada paso dado, en cada lugar visitado, en cada objeto obtenido, dominio conseguido o árbol talado. Muchos sabréis quienes sois y otros, formáis parte de mi Arma Legendaria probablemente sin saberlo porque hemos coincidido durante mi viaje por Tyria para hacerla realidad. Todos y cada uno de vosotros hoy, sois parte de mi Nunca Más.

El viaje sin duda… Ha sido Legendario.

Anuncios

Nunca Más: Báculo Legendario (2da parte)

[Actualizado 28 Julio 2016]

Ondine sigue trabajando en la farragosa creación de Nunca Más en la Forja Mística. La información será incluida según pueda ir consiguiendo los materiales que vaya necesitando para ello.

(1) Báculo del Cuervo (Arma Ascendida) – HECHO

(2) El Don de Nunca Más – HECHO

(3) El Tributo Místico – HECHO

(4) El Don del Dominio de Maguuma – EN PROCESO

Han pasado casi tres meses (y casi siete meses desde que comencé la creación de Nunca Más) desde que el trabajo en la Forja Mística comenzara… Y aunque hay un avance considerable, en estos momentos creo sin duda  que esta parte final es la más complicada de todas.

En estos meses Lina consiguió crear el Don de Nunca Más, con material comprado o adquirido.

Don de Nunca Más craedo en la Forja Mística

A partir de ese momento, todo el esfuerzo se concentró en conseguir los materiales necesarios para fabricar El Tributo Místico, y los necesarios para fabricar El Don del Dominio de Maguuma.

El Tributo Místico en estos momentos está al pendiente de conseguir sólo los 77 Tréboles que la receta necesita (unos diez pendientes aún de conseguir), tras recopilar material incansablemente para la fabricación de los dones que la receta pedía. En estos momentos, esta parte de la fabricación pende sólo de ellos. Nos planteamos fabricarlos en la Forja Mística, pero el derroche de material en ese momento no convenía. Esta parte de la receta es paciencia absoluta.

Dones de materiales creados para conseguir el Tributo Místico

El quebradero absoluto de cabeza, apareció en la fabricación de El Don del Dominio Maguuma. Aún teniendo prácticamente el primero de los ingredientes dado que la región fue explorada por completo, conseguir el Don del Conocimiento de esta parte, así como los Lingotes Cristalinos es otro cantar.

Por desgracia a estas alturas, el Don del Conocimiento está detenido a falta sólo de completar y aprender dos niveles finales de dominios de la Raza Itzel. Por desgracia, conseguir estos dominios para aprender sus técnicas es un completo suplicio. Aún he de conseguir dieciocho puntos y para más irritación, el dominio “liderazgo Itzel” ya lo tengo completado en experiencia pero a falta de seis puntos de dominio, para poder comenzar a aprender el siguiente: “Champiñones Adrenalíticos“, y para más desesperación, al no tener esos puntos, la experiencia que obtengo, se pierde en el limbo de Tyria, porque no puedo añadirla a este último nivel, sin desbloquear el anterior.

Cierto es, que hasta ahora he tenido que concentrarme en conseguir el material de cada zona de Maguuma para que Lina pudiera fabricar los 250 cristales de Fulgurita necesarios para la creación de los 250 Lingotes Cristalinos. Aún así, un suplicio, para que engañarnos. Y es justo en esta parte, donde aparece el segundo gran problema, la fabricación de las 250 Gemas Amalgamadas necesarias para esos lingotes.

Materiales recopilados para la creación de la Fulgurita

A pesar del material acumulado y los cálculos estoy aún muy lejos de conseguirlos. Y por estrategias no será. Lina desesperada ante la visión de no poder crear en la Forja Mística más gemas debido a no tener Orbes de Berilo, pidió ayuda a Khan Forjamuerte, joyero especializado para buscar alternativas. Y vaya que las hubo. Logró transformar dos tipos de cristales distintos en cristales menores de berilo, y mezclando estos con diferentes tipos de polvo logró obtener preciados (y carísimos en subasta) Orbes de Berilo. Por desgracia, Lina tiene una receta muy exigente para la fabricación de esas Gemas Amalgamadas. Mezclando en la Forja Mística: (25) Orbes de Berilo,  (25) Orbes de Berilo,  (25) Orbes de Berilo y (5) Pegotes de Ectoplasma (y evitar usar polvo cristalino), se obtienen (10) Gemas Amalgamadas… Demasiados Orbes de Berilo, y aún así la forma más rápida de conseguirlos.

Objetos para mezclar en la Forja Mísitca y obtener las Gemas Amalgamadas

Paseo por Tyria, normalmente por Maguuma y veo a héroes que ya portan mi futuro Báculo. Enhorabuena por el tremendo esfuerzo, de verdad. Porque de verdad que es titánico.

[Actualización]

– ¿Quieres realmente ver algo desesperante? – preguntó Lina delante de la Forja Mística mientras trataba de explicarla lo complicado que estaba siendo conseguir los dominios en la zona de Corazón de Maguuma.

– ¿Te he contado cuántas veces he repetido ciertas aventuras en la zona?

– Si tu crees que conseguir los cofres de plata son complicados porque no tienes demasiada suerte al hacerlos…- comentó ella tosiendo disimuladamente, lo que me dejaba claro que realmente lo que quería decir era que era una patosa Norn para ese tipo de aventuras.- Voy a contarte una historia sobre cómo empiezo a pensar que la Forja Mística me tiene manía.

– Es una Forja Mística, no tiene sentimientos.- aludí pensativa.

– Soy asura, recuerdas.- dijo con bastante enfado.- Creo en las cosas que pueden fabricarse con estas manitas. Pero es la quinta vez que intento conseguir material adicional con ella usando material que ido viendo que has recopilado, y no ha habido forma.

– Vas a tener que explicarte.- dije con un suspiro.

– Tras recoger el último cofre con material legendario, nos quedan exactamente…. dos tréboles místicos.- Aquello era motivo de alegría, la verdad. Con los 77 Tréboles Místicos podríamos acabar un nuevo elemento de Nunca Más.- Hay formas de conseguirlos en la Forja ¿sabes? No he querido abusar de la receta porque necesitamos los Pegotes de Ectoplasma para convertir los Orbes de Berilo, pero… lo he intentado varias veces, dado que la cantidad de tréboles místicos que falta es solo de dos, y no recibiremos el siguiente cofre  legendario hasta dentro de un mes. El caso es que… para mi total y absoluta desesperación, he gastado: (1) Moneda Mística, (1) Fragmento de Obsidiana, (6) Piedras Filosofales (se compran a Miyani) y (1) Pegote de Ectoplasma… y en vez de recibir (1) Trébol Místico he recibido… lo que al Djinn Zommoros, se le ha antojado.- fruncí el ceño ante su comentario

– Está claro… Nunca Más se hace de rogar.- dije con un suspiro.

– ¡No sé que haces aquí perdiendo el tiempo! ¡Necesito material! ¡Necesito Cristales de Berilo de algún tipo para poder enviárselo a Khan Forjamuerte y que me fabrique esos Orbes de Berílo. Necesito material para poder conseguir oro en el Bazar de Comercio del León Negro y así poder comprarlos allí si no puedo fabricarlos. Necesitamos 250 Gemas Amalgamadas… para poder fabricar 250 Lingotes Cristalinos y llevamos… ¡25! ¡Esto no se hace solo!

[Actualización]

Veintisiete días nuevos han pasado… y por fin un nuevo y pequeño avance. Tras abrir el último cofre legendario, pude obtener los dos últimos Tréboles Místicos que tantos quebraderos de cabeza habían dado.

Una rápida visita a Lina, que seguía buscando fórmulas distintas para conseguir Orbes de Berilo sin mucho éxito, me hizo ver que la situación era bastante desesperada.

– ¿Qué me traes? – dijo mientras miraba la lista de materiales que seguía aumentando sin mucho éxito.

– Por fin podremos crear el Tributo Místico. Ya tengo los dos últimos Tréboles Místicos, y sí… no quedó otra el método más largo. Los Pegotes de Ectoplasma son demasiado importantes en estos momentos como para desperdiciarlos a la suerte de Djinn Zommoros.

– Ni me mentes a la Forja Mística.- dijo en tono de mal humor.- Creemos ese penúltimo objeto.

Tras soltar en ella los objetos necesarios ya completados, 2 Dones de magia Condensada, 2 Dones de Poder Condensado, 77 Tréboles Místicos y 250 Monedas Místicas, el penúltimo objeto necesario para la creación de Nunca Más apareció en nuestras manos.

– Supongo que sigue sin ir muy bien conseguir el último don, el Don de los Itzel.- preguntó sin mucha ilusión.

– Bueno, he avanzado.- traté de animarla.- He estado con Dastan Aldesaar, al que no veía desde hacía mucho tiempo. Ocupaciones familiares respeto a un hermano pequeño…- Lina me miró sin mucho interés.- El caso es que aproveché para ir con él a varias aventuras. Él logró sacarlas por primera vez y en mi caso… logré mejorarlas. Así que… en estos momentos estoy aprendiendo (por fin) el último dominio, “Champiñones Adrenalíticos“. Tendré que conseguir aprenderlo (la parte fácil) y desbloquearlo (la parte difícil) porque necesito 11 dominios nuevos haciendo aventuras pero oye… estoy más cerca.

– Ya… más cerca… Al menos en eso estamos más cerca. La creación de Gemas Amalgamadas, para crear Lingotes Cristalinos, es una condenada locura. Seguimos necesitando 250 Gemas Amalgamadas que se crean con Orbes de Berilo… y no consigo ninguna forma más rápida que comprarlos en el Bazar del Comercio del Leon Negro. Hay que vender… todo lo que no necesitemos. Y usar ese oro para comprar los condenados Orbes de Berilo, Khan Forjamuerte ha creado como joyero todos los que ha podido, que no son muchos, por desgracia.

– Bueno… repasaré qué podemos vender, y optaremos por esa opción si no hay más remedio.

– De momento… hemos de conseguir adquirir el don de los Itzel de una vez… Concéntrate en esos dominios. Después de eso, el último objeto a conseguir en la Forja Mística es el Don de Maguuma, y para ello necesitamos ese último don específico, y las 250 Gemas Amalgamadas. Estamos tan cerca… y a la vez tan lejos…- comentó Lina con desasosiego.

– La próxima vez que vuelva a verte, te traeré ese Don de los Itzel… lo siguiente será poner oro sobre la mesa y comprar esos condenados orbes. Y entonces, sí que estaremos cerca.

[Actualización]

Mientras la búsqueda de Dominios de Maguuma continúa, la cosa se complica cuando tras varios montones de intentos, por fin tengo la suficiente experiencia para adquirir “Champiñones Adrenalíticos” pero no puedo terminar de aprender ésta nueva habilidad debido a no tener dominios suficientes. Nueve largos meses desde que empezara la creación de Nunca Más y no parece tener fin.

Bastante compungida (para que engañarnos) visito a Lina Chapurosada que sigue enfrascada en comprar Orbes de Berilo como si no hubiera un mañana mientras usa los Pegotes de Ectoplasma que la mando reciclando armas que recojo por toda Tyria.

– Por fin, pásame ese Don de los Itzel. – dijo con emoción.

– No, lo siento. Aún no he podido comprarlo.

– ¿Qué ha pasado? – dijo mirando con enfado la Forja de la que acababa de obtener 10 nuevas Gemas Amalgamadas, en vez de 25…

– Con ayuda he conseguido algunos dominios más pero… aún no son suficientes. Pasé solo a verte de camino de Rata Novus, vamos a viajar a una zona nueva y quién sabe…

– Sin ese don no podemos avanzar, por mucho que me esté dejando mis rubias pestañas en la Forja el diablo que se empeña en darme 10 en vez de 25 en cada intento de obtener Gemas Amalgamadas. Estoy a 375 Órbes de Berilo de conseguir las 250 Gemas Amalgamadas, lo que me proporcionará por fin los 250 Lingotes Cristalinos. ¡Estoy muy cerca! ¡Estamos muy cerca! Pero sin ese Don de los Itzel no tendremos el último ingrediente de la creación.

– Créeme, hago todo lo que puedo. Voy a desplazarme a Pantano de la Hematites. Quizás allí pueda localizar dominios nuevos. Logré tener seis de los doce necesarios, estoy a la mitad.

– ¡Eso es mucho! – exclamo Lina con nerviosismo. Luego dio un fuerte respiro.- Pero bueno, también son menos de cuanto empezaste ¿no?

Nunca Más: Báculo Legendario (1ra parte)

[Actualizado 22 Febrero 2016]

Ondine comienza con la farragosa creación de Nunca Más en la Forja Mística. La información será incluida según pueda ir consiguiendo los materiales que vaya necesitando para ello.

Día 64 del Mes del Coloso de 1.328 d.É… Ese día que me parece ahora tan lejano, comencé la fabricación de mi Arma Legendaria.

Cambiamos de año… Estrenamos el Año 1.329 d.É y comenzó toda una experiencia buscando su esencia espiritual por toda Tyria y recogiendo objetos necesarios para la fabricación de los primeros báculos antes de portar el arma precursora. Un día 20 del Mes del Céfiro comenzaba a cuidar el huevo de cuervo recogido en un rincón de Tyria, un 24 del Mes del Céfiro nacía el polluelo Poe… y un Día 40 del Mes del Céfiro concluía por fin todos los volúmenes preliminares para la creación de Nunca Más.

13.300 troncos talados por toda Tyria y 73 días después del comienzo de esta aventura, por fin estoy en el que debería ser el último paso para la transformación de mi hasta ahora Arma Ascendida (o precursora) Báculo del Cuervo en mi futura Arma Legendaria Nunca Más.

Viajé a Arco de León para recoger las escasas ganancias en el Bazar del Comercio del León Negro y echar un vistazo a las cantidades de materiales de las que disponía, sobre todo, de los nuevos de la zona de el Corazón de Maguuma. La verdad, la recolección no iba demasiado bien. También aproveché para repasar cómo iban mis conocimientos de dominios precisamente de la región nueva: ya era diestra en Conocimiento de los Nuhoch y en Conocimiento de Planeo, pero tendría que aplicarme con respecto al Conocimiento de los Exaltados y el Conocimiento de los Itzel… Por suerte, había acabado la exploración de todas la zona nueva por lo que ya me habían entregado los cuatro dones de cada región de Corazón de Maguuma.

Tras reunirme con Lina Chapurosada en su banco de Artificios, esperé que me diera indicaciones sobre cómo debía proseguir ahora.

– Bien, dijiste que era el momento de usar la Forja Mística.

– Así es… ese es  el paso final para conseguir un Arma Legendaria.

– Bien, ¿qué necesitamos? – pregunté llena de emoción.

– Hmmm bueno, es por todos sabido que el paso final para la fabricación de un Arma Legendaria es el uso de la Forja Mística pero… como ya sabes, JAMÁS he construido un arma de ese tipo así que… no tengo ni idea.

– Vale.- dije con cierto nerviosismo.- ¿Y a quién podemos preguntar? ¿Al Maestro Artesano Hobbs quizás?

– No. Eso ya lo intenté cuando me avisaste que ya tenías el Don del Espíritu del Cuervo.

– Pero… hasta ahora hemos podido avanzar investigando sobre información aportada, ¿cómo vamos a saber qué cuatro elemenos mezclar en la Forja Mística? – Lina se limitó a encogerse de hombros.- ¿Quién te dijo al menos que el último paso es el uso de la Forja Mística?

– ¿Saber Popular? – respondió abriendo sus enormes ojos de asura como si aquello fuera lo más normal del mundo.

Bueno, entiendo que es un Arma Legendaria. Entiendo que el Saber Popular es muy importante en Tyria. El boca a boca sirve en muchos casos para superar pruebas, aprender, o mejorar en el Mundo de Tyria… pero empecé este camino hacia un Arma Legendaria creyendo que me indicarían cómo proceder hasta el final… y eme aquí, con un Don del Espíritu del Cuervo, un Báculo del Cuervo Ascendido y una Forja Mística… ¿Y qué mezclo en la Forja Mística?

– Los Norn desesperáis muy pronto… Demasiado impulsivos. Los Asura somos más racionales. Pensemos. ¿Qué tenemos?

– Un Don del Espíritu del Cuervo y un Báculo del Cuervo.

– ¿Nada más?

– Bueno, ahora que lo dices, también varios dones más… al acabar cada región de Corazón de Maguuma me fueron entregados uno por cada zona: El Don de la Flota (al explorar por completo Umbral Verdeante), el Don de Tarir (al explorar por completo Valle Áurico), el Don de los Chak (al explorar por completo Profundidades Enredadas) y el Don de la Selva (al explorar por completo Defensa del Dragón).

– Vale, según dice la escasa instrucción del Don del Espíritu del Cuervo, se usa para crear el Don de Nunca Más. Y tu Báculo de Cuervo Ascendido, según lo cree, se me indicaba que se usa para forjar el Báculo Legendario Nunca Más. Los Cuatro Dones que te han entregado por explorar completamente cada región de Corazón de Maguuma, se indica también que sirven en la Forja Mística para conseguir el Don de Maguuma

– O sea, que tendré que tirar mi báculo ascendido a la forja…- Lina se encogió de hombros.- Y los dones que me han entregado por recorrer toda Corazón de Maguuma, juntos en la forja, hacen otro componente necesario… ¿Y cómo hacemos el Don de Nunca Más?

– Empecemos por juntar lo que sí sabemos y sí tenemos…

Caminamos hacia la Forja Mística de Arco de León tras sacar del banco los dones que me fueron entregados al finalizar cada región. Lanzamos a la Forja Mística los Cuatro Dones y… efectivamente obtuvimos un objeto nuevo: El Don de Maguuma.

– ¡Tenemos algo! Y viene con instrucciones… “El Don de Maguuma: En la Forja Mística combina: este Don de Maguuma con un Don de Conocimiento, una Esquirla de Hematites y 250 Lingotes Cristalinos para crear el Don del Dominio de Maguuma.”

– O sea, que de momento sabemos que debemos recopilar para echar a la Forja Mística 3 objetos para crear por fin el Arma Legendaria Nunca Más: (1) El Báculo del Cuervo (Arma ascendida), (2) El Don del Dominio de Maguuma (3) El Don de Nunca Más… Y desconocemos el cuarto objeto.

– Pues no adelantemos acontecimientos. Empecemos a crear lo que sí sabemos cómo crear, y buscaremos información sobre el resto: El Don del Conocimiento, el Don de Nunca Más, La Esquirla de Hematites y los 250 Lingotes Cristalinos.

– ¿Cómo hacemos pues? – pregunté desconcertada.

– Bueno, Miyani es quién sabe sobre objetos necesarios para Armas Legendarias, y ella tiene La Esquirla de Hematites, de eso estoy segura. Quizás sepa sobre el resto de objetos. Tendré que repasar mis conocimientos de Artificiera para ver cómo se fabrica un Lingote Cristalino. Hemos de fabricar 250… y lo que sí tenemos porque has recogido de Defensa del Dragón al abrir vainas es Mineral Cristalino, así que tiene que haber alguna receta para crear estos lingotes.

Tras revisar los objetos que Miyani poseía en venta, efectivamente tenía La Esquirla de Hematites que nos intercambio por Esquirlas Espirituales. De casualidad vimos que tenía un objeto más que nos dio una pista más al respecto.

– Curioso… Don del Planeo.

– No has dicho nada de eso.- comenté tratando de hacer memoria.

– No, efectivamente. Pero si miras para qué sirve… “Combina el don de los itzel, el don de los nuhoch, el don de los Exaltados y el don del planeo para crear el don de conocimiento“.

– ¡Don de Conocimiento! Eso si nos hace falta. Para crear el Don de Dominio de Maguuma.

– Pues ya sabemos qué necesitamos para crearlo… Esos dones deben de poder comprarse a los mercaderes de Corazón de Maguuma. ¿Por qué no haces un viaje a cada región y lo compruebas?

– Dalo por hecho. Te mando a Hugin con lo que averigüe.

Comencé por acercarme a Umbral Verdeante. En la entrada a la región, un Itzel tenía gran cantidad de objetos a la venta. Me permitió mirar su mercancía y justo… tenía lo que buscaba: El Don de los Itzel. Pero… por desgracia me dejó bien claro que ese objeto no podía adquirirlo. No mientras no cumpliera un requisito, saber todo lo que había que saber sobre los de su raza… Eso implicaba tener el Domino de los Itzel completo.

La cosa no empezaba bien. Si esto era así, sólo tenía completados totalmente tres dominios: El Don de Planeo, El Don de Lineas Ley y el Don de los Nuhoch. Por ese motivo, Miyani nos había permitido comprarla el Don de Planeo. Sabiendo lo que podía comprar ya, me encaminé hacia el puesto de la Orden de los Susurros en Profundidades Enredadas, y efectivamente, el Mercader Nuhoch me vendió a cambio de la moneda de esa región Cristales de Lineas Ley, el Don de los Nuhoch. Viajé entonces a Valle Áurico, pero para comprobar como suponía… que en Tarir el mercader Exaltado tenía el Don de los Exaltados, que no me dejaría comprarle hasta completar su dominio.

Al menos, ahora tenía algo que hacer… aprender los dos últimos dominios que me faltaban para ser una experta en la zona. Con esa información, mande a Hugin a Arco de León para informar a Lina. Hugin volvió con noticias de ella… “Ya sé cómo fabricar El Lingote Cristalino. Lleva un material de la región recién explorada: la Fulgurita. Tengo una pista, es un objeto hasta ahora desconocido, así que… lleva material de Corazón de Maguuma hasta ahora desconocida, así que busca la forma de conseguir abrir cofres de las cuatro regiones porque vamos a necesitar sus cuatro materiales: La Botella de Aceite de Aeronave, Polvo Áurico y Chispas de Líneas Ley… Y mucho. 250 de cada uno. Y ya estoy investigando sobre el cuarto objeto que nos falta para echar a la Forja Mística.”

250… El número mágico… Pues sí, iba a tener que abrir muchos cofres por zona. Pero también tenía que subir dominios ¿no? Es compatible.

Volví al cabo de varios días a Arco de León mi progreso aprendiendo dominios y abriendo cofres en las cuatro regiones de Corazón de Maguumas progresaba lentamente. Aproveché para visitar a Lina, que según me había indicado vía Hugin seguía buscando lo que iba a necesitar para la creación de Nunca Más. Sonrió feliz nada más verme.

– Excelsior, amiga mía. Acabo de hacer un gran descubrimiento. Ya sé cuál es el cuarto objeto para la creación de Nunca Más.

– Sí que son buenas noticias, sólo tenemos hecho uno de los cuatro objetos, mi báculo.

– Escucha. Todas las Armas Legendarias están provistas del llamado Don de la Suerte

– Uff… que mal suena eso.

– Todas llevaban este don salvo… Las tres armas que a día de hoy pueden fabricarse gracias a los materiales que se recogen de Corazón de Maguuma. Por ese motivo, Nunca Más no lleva el Don de la Suerte, lleva el don equivalente a este para los materiales nuevos: El Tributo Místico.

– O sea… que ya conocemos los materiales que se han de lanzar a la Forja para crear Nunca Más: 1) El Báculo del Cuervo (Arma ascendida), (2) El Don del Dominio de Maguuma (3) El Don de Nunca Más… y  (4) El Tributo Místico.

– Correcto.- dijo sonriente y feliz.

– Vale… ¿Y cómo se crea un Tributo Místico?

– No te agobies con eso ¿vale? Lo que sí sabemos cómo fabricar en la Forja Mística es el Don del Dominio de Maguuma, concéntrate en conseguir material de la zona en abundancia usando los cofres. También he revisado toda la lista de recetas que vende Miyani, y encontré una receta que indica claramente que se usa para Nunca Más: La Receta del Don de Energía.

– ¡Por fin una receta!

– Yo no me alegraría tanto… He tenido que pagar de tu bolsa, 10 oros por ella. He estado comprobando el material y me temo que necesitamos cosas que ahora mismo no hay en cantidad suficiente: 250 Montones de Polvo Cristalino, 250 Montones de Polvo Incandescente, 250 Montones de polvo Luminoso y 250 montones de Polvo Radiante. Creo que la receta forma parte de la creación del Don de Nunca Más.

– ¿Forma parte?

– Sí, creo que ese don lleva más cosas… aún trabajo en ello.

– ¿De dónde voy a sacar toda esa cantidad de material? – Lina notó que el desánimo me invadía.

– Qué pregunta más tonta… acumula objetos en tu lucha por defender Tyria de Mordremoth y del resto de Secuaces de los Dragones Ancianos… A parte de ayudar a un bien común, encima sacarás lo que necesitas para eso, y para el don que sí sabemos cómo fabricar.

Tiempo y dinero… Eso es lo que se necesita para avanzar en el paso final de la creación de Nunca Más. Pero poco se puede hacer sin tener los dominios acabados, así que… la dedicación al aprendizaje de El Dominio Itzel y el Domino de los Exaltados es prácticamente completa. Mientras, Lina mandaba a Hugin con noticias nuevas sobre su avance en el conocimiento de qué había que hacer exactamente  en la Forja Mística, y al paso al que averiguaba la información necesaria, cuando quise darme cuenta ya tenía exactamente lo que necesitaba hacer. Dado el tiempo libre que tenía entre asaltos a Tarir, o espera a la organización en Defensa del Dragón… pensé que sería una buena idea crear mi propia receta, y que ésta sirviera a futuras generaciones. Así que mientras echaba cuentas de todo el material a conseguir (que seguía sin cuadrarme… una barbaridad), cree mi propia receta personalizada.

Página 1

Página 2

Página 3

Página 4

Página 5

Mientras esperaba en Arco de León, haciendo cola en el Bazar del Comercio del León Negro, terminaba de hacer cálculos de cantidades para conseguir los dones de las recetas de material que había tenido que comprar a Miyani por 10 oros cada una. Eso sin contar los 100 oros soltados a Rojan el Penitente en Estrechos de Gorjaescarcha, tras derrotar al Campeón de Jormag… Por desgracia dadas las cantidades (sin contar las Gemas Amalgamadas) el derroche de material seguía creciendo por momentos y la bolsa de monedas descendía en picado. Fue en aquel momento cuando, coincidí con el primo Duhr. Que por cierto, tuve que mirarle dos veces para reconocerle… corte de pelo nuevo, ropa nueva… Y fue precisamente él quien me indicó qué soltar y vender del material que tenía y no iba a necesitar y sobre todo… cómo invertir mis casi 400 laureles en adquirir el material de nivel 6 necesario para ir completando los materiales de las recetas.

Así que, con los laureles conseguidos prácticamente desde que salí de Bosque Borealis hace casi tres años en busca de aventuras por Tyria, fui al Barrio del Comodoro del nuevo Arco de León a buscar al comerciante de laureles, que a cambio de un laurel, me entregó bolsas de material de ese tipo. Tras comprarle unas 300 bolsas, logré que la receta de Veneno y de Escamas se completaran pudiendo hacer 2 de cada, y que subiera el resto de materiales. Dado que aún tenía que completar dominios, no gasté mas a la espera de ver qué podía seguir consiguiendo en diferentes asaltos.

En cuanto a los tréboles místicos… De momento optaría todavía en abrir el cofre mensual, total tampoco tenía prisa, pero el primo Duhr me indicó que a la desesperada y si me acababa sobrando material, echando a la Forja Mística: 10 Monedas Místicas, 10 Fragmentos de Obsidiana, 10 Cristales (se compran a Miyani) y 10 Pegotes de Ectoplasmas… podía conseguir 10 Tréboles Místicos. Ahora todo dependía de cuantos Pegotes de Ectoplasma podría tener de sobrante.

De momento… seguiría completando la recetas… Conseguir los 4 componentes a lanzar en la Forja Mística para conseguir Nunca Más, ya era sólo cuestión de tiempo.

Ravendeath´s Journal

Nunca Más Volumen IV: El Espíritu del Cuervo

Último Volumen.

Suena maravillosamente bien, y eso que me siento muy a gusto con mi Báculo del Cuervo: Mi primer arma Ascendida.

– Pronto mi ayuda ya no será necesaria.- comentó Lina mientras preparaba la lista de lo que había que hacer para seguir avanzando en el proceso de la creación del Arma Legendaria.

– ¿Qué quieres decir con eso?

– Bueno, pronto el banco de trabajo de artificiera no será necesario, podrás usar tú misma la Forja Mística para crear el Arma Legendaria.

– Hemos llegado hasta aquí juntas… Es más, podría hacerte una lista completa de personas que han ayudado en este camino. Y créeme, la lista es muy larga. Pero de poco habría servido todo ese material conseguido entre todos, de no ser por que tú pudiste usarlo en ese banco. Quizás yo lleve el Arma Legendaria, pero estarás presente cuando la fabrique en la Forja.

– No esperaba menos. Además, tengo bastante maña mezclando cosas en la Forja Mística.

– ¿Y bien? – pregunte dispuesta a empezar a recolectar madera de nuevo.

– Por lo que veo, el siguiente volumen que he comprado al Maestro Artesano Hoobs te enseñará los pasos a seguir para obtener el Espíritu del Cuervo. Esta nueva colección incluye tu Báculo Ascendido nuevo y el Regalo del Espíritu del Cuervo. Y sólo algo de madera. Tendrás que buscar una lista de 63 objetos.

– ¡Eso me encanta! Los objetos… no la madera.

– Fenomenal, me alegro. Tendrás que criar un cuervo.

– ¿Cómo… qué…? – aquello si me pilló por sorpresa.- Ya tengo un cuervo: Hugin, ¿recuerdas?

– Ese no cuenta: es un cuervo mensajero. Necesitarás un Cuervo para un Báculo Legendario. Tendrás que cría uno desde el principio… ya sabes, desde el huevo. De él, esperarás que nazca, le alimentarás, le enseñarás todo lo necesario y será fuerte de espíritu llegando a formar parte del Arma Legendaria. Te acompañará como tal cuando el Báculo esté por fin concluido.

– Entonces tendré que buscar un huevo especial.

– Es uno de los 63 objetos sí… Tú misma. Como si quieres ponerle nombre.

Poe.

– ¿Cómo dices…? – dijo Lina confusa ante aquel monosílabo.

– Que mi futuro cuervo, ese al que tengo que buscar desde el huevo y criarlo, ya tiene nombre: Poe.

– Vale… Eso es cosa tuya también. De todos los objetos, 5 de ellos has de recogerlos en Fractales de la Niebla.

– Sin problema… creo.

– El huevo de cuervo debe de ser de un lugar con la fuerza del cuervo. Iré creando los cuatro objetos tras comprarle al Maestro Artesano Hoobs las recetas necesarias para criar a ese cuervo: La receta para una (1) Caja de Incubación, La receta para una (2) Piedra Caliente, la receta para los (3) Materiales del Nido, La receta para una (4) Pajarera  y  como te he comentado además también le compré Nunca Más: Volumen IV.

– ¿Estás hablando en serio, verdad?

– Vas a criar un cuervo si… Necesitas esos objetos para poder hacerlo. Llevarás el huevo, el polluelo y el cuervo adulto allá donde vayas. Además eso me temo que lleva tiempo, y no precisamente por culpa de la madera. Tengo lo que necesito para crear ya la (2) Piedra Caliente, que podrás llevarte ahora mismo y que más adelante pondrás dentro de la (1) Caja de Incubación para que el huevo esté caliente. Necesitaré en total: 6 Tablas de Madera Espiritual, 2 Lingotes de Acero de Deldrimor y 10 Matrices Estabilizadoras.

– Empiezo a tener vértigo…

– Es un cuervo… desde el huevo. No será algo de hoy para mañana. Habrá que ir en orden. Compraré los 100 Carretes de Hilo de Gasa a un maestro Sastre, aquí en Arco de León. Veremos cuantas Matrices Estabilizadoras puedes conseguir cuando accedas a Fractales de la Niebla para recoger los objetos de allí y en cuanto a Las Plumas de arpía

– ¿Qué? ¿De algún nido…?

– Es un material que nunca he usado, la verdad. Inténtalo, por si acaso. Busca arpías a ver si te prestan sus plumas.

– No suelen ser muy amables a la hora de prestar nada.- comenté tratando de recordar lugares en donde estas viles gritonas hacen nidos por Tyria.

– Paso a paso… No pretendas tener el cuervo antes que el huevo. Una vez tengas el huevo, usa la piedra caliente para mantenerlo con calor constante mientras construyo la Caja de Incubación. Y muy importante…. No te separes del huevo por nada del mundo.

– Bien… allá voy.- le arranqué a Lina la lista de las manos. Tras una lectura rápida ahora entendía lo que Lina Chapurosada trataba de decirme, el proceso sería largo porque para llegar al final de la lista de objetos para conseguir había que cumplir objetos anteriores primero (como tener el huevo antes que tener el polluelo), y algunas de ella incluso iba a necesitar dominios que aún no poseía. El proceso de nacimiento y crecimiento del pequeño Poe llevaría su tiempo, sin duda. Así que… empecé la lista por el principio:

Guía de la Cría de Cuervos: Se compra al chamán Sigrytha tras venerar al espíritu del Cuervo, en las Colinas del Caminante. Efectivamente, volvía a casa. Conocía perfectamente a la chamán Sigrytha… En la Puerta del Señor de la Nieve en el Bosque Borealis, en Colinas del Caminante. Viajé hasta allí para comprarle la guía que me pedían. Ya tenía mi primer objeto.

Chamán Sigrytha, en Puerta del Señor de la Nieve, Colinas del Caminante

Huevo de Cuervo: Un huevo de cuervo que debe haber caído de un nido. Devuélvelo para honrar al Cuervo. Precisamente en este mismo lugar, los chamanes del cuervo defienden los nidos de los shelk de la zona. Tras ayudarles recogí varios huevos caídos, devolví todos menos uno. Mi precioso y perfecto huevo donde dentro estaba Poe. A partir de ahora viajaríamos juntos por toda Tyria, guardado en mis bolsas de inventario.

Ondine, ayudando a los chamanes de Colinas del Caminante a cuidar los nidos de Cuervos

Bendecida por el Cuervo: Lleva tu huevo de cuervo al Santuario del Pico del Cuervo. Paso de Lornar… Al sur del Valle de Nentor. Regresaba a este lugar pero ahora cargada con el huevo del no nacido aún Poe. Al llegar honré de nuevo al cuervo para que el huevo fuera bendecido. Pedí ante el altar no hacer tortilla de huevo de cuervo por transportar al pequeño no nacido Poe a todas partes.

Altar dedicado al Cuervo, Paso de Lornar, Montañas Picoescalofriantes

Consagrada por el Cuervo: Lleva tu huevo de cuervo al Santuario del Ala del Cuervo. Las Montañas Picoescalofriantes, hogar de los Norn, está repleta de pequeños altares en sus regiones. Sólo hay que saber buscarlos. En el caso de  el Santuario del Ala del Cuervo, hay que viajar hasta los Acantilados de Guaridadraga, a la región llamada La Extensión Vasta al este, donde permanece perpetuamente encendido un altar a este Espíritu Salvaje. Mantenía al nonato Poe calentito y seguro como podía mientras viaja hasta allí.

Extensión Vasta, Santuario el Ala del Cuervo, Acantilados de Guaridadraga, Montañas Picoescalofriantes.

Aislante de seda de araña: Se obtiene de la reina araña veterana que se oculta en la cueva tras las casa del Desfiladero Llaganegra, en Colinas Kessex. Aquel era uno de los objetos que pedía la lista y que me serviría para proteger el huevo. Tampoco me quitaba de la cabeza la idea de que debía de conseguir plumas de arpía y aunque me había encontrado ya con algunas no había tenido  mucha suerte al respecto con eso. El Desfiladero Llaganegra se encuentra al este de Colinas Kessex, entre el Feudo del Brujo y el Feudo de Draithor. Avanzando hacia el Feudo del Brujo el camino se divide en dos, uno de ellos al feudo y el otro a unas granjas de la zona, un lugar abandonado que un día fuera también una granja y un pequeño cementerio. Al entrar allí, en lo más profundo, me esperaba el desagradable artrópodo de ocho patas. Cuando acabé con ella obtuve el aislante para el huevo Poe. Aproveché para envolver con él el huevo, caliente de momento gracias a la piedra caliente fabricada, y en mi inventario.

Desfiladero Llaganegra, Colinas Kessex, Kryta

Tratamiento del caos: Entra con tu huevo de cuervo en la grieta del caos del behemot de las sombras. La cosa se ponía complicada. Como mantener un huevo intacto en una lucha contra el Behemot… Me desplacé al Pantano Perdido de los Dioses, en el Valle de la Reina he hice tiempo, ayudando a otros héroes de la zona. En cuanto el pantano se volvió un caos, nos reunimos allí para acabar con aquella criatura. Hasta ahora, había sentido al pequeño Poe tomar cada bendición, pero mientras luchábamos contra el Behemot, esto no ocurría. Dado que necesitaba que se impregnara de caos, sólo había una opción… arriesgarse a acercarse a aquella bestia a sus pies, donde la grieta de caos está abierta. A riesgo de perder la vida en ello, tras acercarme todo lo que pude por su espalda a la grieta, logré que el huevo se impregnara del caos. El Behemot cayó y regresó a la sombra tras acabar con él.

Residuo Fantasmal. Se encuentra al derrotar al Behemot. A la vez que los héroes acabábamos con el Behemot, tras vencerle pude recoger el Residuo Fantasmal que esta criatura soltaba.

Lucha contra el Behemot, Pantano Perdido de los Dioses, Valle de la Reina, Kryta

Tratamiento artesiano: Lleva tu huevo de cuervo a la entrada de las Aguas Artesianas. Sólo hay un lugar con este nombre, y se encuentra en la Provincia de Orr, en la Ribera Maldita. Es el lugar donde los dioses humanos pusieron por primera vez el pie cuando llegaron a Tyria. Para llegar, es necesario conocer el camino. Se accede desde el agua, para ello hay que llegar a la Catedral Verde, dedicada a la diosa Melandru. Una vez en lo alto de la catedral, puede verse agua abajo. Esa zona tiene el acceso al túnel que lleva a Aguas Artesianas. El lugar está bien protegido, así que me llevó un tiempo poder acercarme a la puerta donde por fin, el nonato Poe quedó imbuido por el lugar.

Aguas Artesianas, Ribera Maldita, Península de Orr.

Pon fin al Residuo Fantasmal.  Pon el Residuo Fantasma a a los pies de Estatua de Grenth en el Paso de Lornar. Volvía a las Montañas Picoescalofriantes, en concreto al Paso de Lornar y a su ya antes visitada Puerta del Segador. Para cumplir el requisito de la lista de objetos, había que depositar el Residuo Fantasmal que recogí en la lucha final con el Behemot, a los pies de la estatua. Así sea.

Ante la Estatua de Grenth, Puerta del Segador, Paso de Lornar.

Pon fin a la flor de iris rojo. Coloca una flor de iris roja en la Placa de la Colina del Mirador (Requiere Flor de Iris Roja de Fractal Campo de Batalla urbano) Para poder dejar la Flor de Iris Roja, en el lugar indicado, primero tenía que conseguir una. Tras ir hasta Arco de León, a la Puerta Asura de Fractales de la Niebla en Fuerte Marriner, dispuse todo para conseguir a un grupo de héroes que accedieran a la misma eligiendo el fractal Campo de Batalla Urbano. Regresaba a Ascalon y con cuatro compañeros más transformados en charr realizamos el asalto a la ciudad. Cuando llegamos a la plaza central, ya pude ver la Flor de Iris en ella. Tras acabar la misión y tomar la ciudad, antes de salir del fractal, tomé el objeto necesario.

Ahora era el momento de localizar el lugar en donde depositarlo. Colina del Mirador es una ubicación de las Llanuras de Ashford. El lugar está exactamente en la Antigua Ciudad de Ascalon y la placa puede verse en el sitio en el que Frye Ardefuego y su escuadra presenciaron el Fuegostil, siendo los únicos supervivientes que pudieron contar lo ocurrido. Tras alcanzar la placa conmemorativa, dejé la Flor de Iris recogida en aquella ubicación.

Placa en Colina del Mirador, Llanuras de Ashford, Ascalon

Pon fin a la reliquia Svanir antigua. Coloca la reliquia Svanir a los pies de la estatua de Jora. (Requiere obtener la Reliqua Svanir antigua del Fractal de la Ceguera de la Nieve) Para adquirir la reliquia que se me pedía, debía primero recogerla del Fractal indicado. Tras cruzar la puerta asura de Arco de León de nuevo con cinco héroes anónimos de nuevo, la misión consistía en sobrevivir a la intemperie en lo que parecía un lugar inhóspito de las Montañas Picoescalofriantes. La única forma de lograr bajar la montaña y poder luchar contra el primer desafío, era encender hogueras según se descendía. Tras varias hogueras logramos llegar al campamento. Allí fuimos atacados por Hijos de Svanir en varios grupos mientras un elemental gigante nos cegaba por completo con tormentas de hielo. Luchando contra ellos y manteniendo la fogata encendida logramos acabar con el elemental y sus continuos ataques. Era el momento de adentrarse en el bosque. Tras encontrar el camino a seguir llegamos a una cueva, allí esperaba un Chamán Legendario. Tras esquivar sus ataques, e impedir que nos congelara, logramos vencerle. Fue éste quien me proporcionó la Reliquia de Svanir.

Para poder dejar la reliquia en el lugar indicado, debía viajar a la estatua de Jora, la guerrera legendaria Norn. Su estatua se encuentra en Picos del Agujero de Sierpe, en Colinas del Caminante, en las Montañas Picoescalofriantes. Tras llegar a los pies de la estatua, deposité la reliquia bajo ella.

Estatua de Jora en Picos del Agujero de Sierpe, Colinas del Caminante, Montañas Picoescalofriantes

Pon fin a la reliquia grawl antigua. Pon la reliquia Grawl antigua en las aguas sagradas de la Mano de Dios. (Requiere obtener la Reliquia Grawl antigua del Fractal Volcánico) Un nuevo Fractal de la Niebla me esperaba, con cuatro héroes anónimos más al cruzar el portal asura de Arco de León. En esta ocasión, un grupo de grawl mantenían prisioneros a varios humanos a los cuales dan en sacrificio. Está claro que debemos evitarlo. Tras acabar con los primeros Grawl que nos atacan nos dirigimos al lugar en donde el Chamán Campeón se encuentra, por desgracia tiene un escudo protector mientras nos lanza bolas incandescentes. Tras golpearle varias veces con ellas logramos quitarle el escudo. Tras varios intentos, acabamos con él. Avanzamos por la mina siendo perseguidos por bolas gigantes de fuego, cuando llegamos al final del camino, logramos entrar en una plataforma volcánica, donde nos espera el Chamán Legendario. Tratamos de atacarle rodeados de fuego, de lava y de larvas elementales, con el peligro de caer de la plataforma. Tras superar las dificultades, me entregó su reliquia.

Era el momento de colocarla en el lugar indicado. Sólo hay un lugar en Tyria llamado La Mano de Dios. En Colina de Corazón de Fuego, en Ascalon hay un lugar al suroeste que tiene este nombre, en las llamadas Tierras Baldías del Apóstata. Toda esta zona está habitada precisamente por Grawl pacíficos que tienen como iconos para adorar varios lugares de la zona, uno de ellos precisamente es una cascada de agua entre piedras y un árbol gigante en medio de tierras tan inhóspitas. Precisamente allí hay una placa, y al dejar en ella la reliquia, cumplí con lo que pedía mi lista.

La Mano de Dios, Tierras Baldías del Apóstata, Colina del Corazón de Fuego, Ascalon

Pon fin a los textos enanos antiguos. Llévale los antiguos textos de los enanos de la Niebla a Ogden para que pueda ponerlos a buen recaudo (Requiere Obtener Textos enanos antiguos de fractal Instalación Subterránea) De nuevo cuatro héroes nuevos y yo misma pasamos el portal asura de Arco de León de Fractales de la Niebla para acceder al fractal necesario para conseguir los textos enanos antiguos, que debía entregar después. Para ello, debía lograr arrebatárselo a los Draga de una enorme instalación que mantenían custodiada. Nada más avanzar el grupo tuvo que dividirse. Mientras dos tomaban un camino para llegar a una placa en lo alto de la instalación que nos abría la puerta, el resto trataba de acabar con los Draga de la zona. Cuando esto ocurrió, el compañero avanzó hacia la siguiente placa mientras abajo nosotros nos defendíamos en el pasillo cerrado. Segundos después esa puerta también se abría, y el resto de compañeros se unió a nosotros. La sala central estaba protegida por Dragas también, tras posicionarnos sobre tres placas del suelo, un cuarto manipulaba un panel de control mientras yo Báculo del Cuervo Ascendido en mano, lanzaba todo su potencial contra enemigos que salían para acabar con ellos y usaba el poder del agua del mismo para darles un respiro a mis compañeros inmóviles en las placas que eran atacados incansablemente. Sus curaciones propias de profesión más el apoyo que mi sintonía con agua podía darles, sirvió para que por fin el encargado del panel del control pudiera mantener 20 segundos apretado el dispositivo sin ser atacado y de esa forma abrirse la puerta. Accedimos a un pasillo con bombas, y una puerta pesada al fondo. Sólo teníamos una caja con dispositivos detonadores. Tras tomar cada uno uno, avanzamos hacia la puerta tratando de no ser alcanzados por las bombas (de ser así el dispositivo deja de funcionar), luego lo usamos contra la puerta varias veces. Los dragas atacaban pero logramos abrir la enorme puerta. Al otro lado… una sala con dos niveles de altura y un elemental de hielo gigante. Mientras uno subía al nivel superior, el resto atraíamos al elemental justo debajo de unos enormes contenedores de lava. Cuando lográbamos que el elemental se quedara justo debajo, el compañero de arriba le lanzaba la lava. Tras repetir esta operación varias veces, logramos vencerle. Y el elemental soltó los textos enanos antiguos.

Era el momento de llevarlo a sus dueños. Debía entregárselo a Ogden, el Enano. Éste permanece en el edificio de mi orden, el Priorato de Durmand, así que viajé hasta el Paso de Lornar y fui hasta la sala redonda central. Una vez allí hablé con varios de los guardias encargados de los acceso a la zona subterránea, y uno de ellos me dio el paso. Una vez abajo, me moví por el pasillo circular hasta localizar la puerta del despacho del Intendente Gixx. Cuando entré al despacho, Ogden Curador de Piedra estaba allí. Y a él fue a quién le entregué la reliquia.

Ogden CuradordePiedra y el Intendente Gixx en el despacho del intendente de el Priorato de Durmand, Paso de Lornar, Montañas Picoescalofriantes

Pon fin a los textos cultistas antiguos. Lleva los antiguos textos de los cultistas a la sabia Salim en Tarir. (Requiere los textos cultistas antiguos del Fractal Despeñadero) Si nada lo impedía, aquel sería de momento mi último Fractal de la Niebla. Tras localizar a cuatro héroes más, cruzamos el portal asura de Arco de León. De nuevo contemplaba al impresionante Coloso. Tras la lucha con el primer Archiadivino Legendario, y quitarle el martillo comenzamos a subir liberando con él cada zona. Una vez en lo alto, derrotamos al segundo Archiadivino Legendario, y en ese momento pude obtener los textos cultistas antiguos.

Era el momento de entregarlos. Según indicaba, la persona a entregar era la Sabia Salim en Tarir. La Ciudad de los Olvidados está en Valle Áurico, así que viajé inmediatamente a la ciudad dorada. Una vez allí tendría que localizar a la Sabia Salim. Primero busqué en la sala hipóstila de la ciudad pero no tuve mucha suerte. Luego opté por el segundo lugar donde suelen reunirse los sabios de esta raza, la sala de su líder. Desde la misma sala hipóstila, varios champiñones reboteadores te llevan a los alto de ese lugar donde se encuentra la sala de su líder. Justo allí localicé a la Sabia Salim. A ella y sólo a ella le entregué los textos cultistas antiguos.

Sala de la líder de los Exataldos, Ciudad de Tarir, Valle Áurico, Corazón de Maguuma

Mi lista de Fractales de la Niebla estaba hecha, por desgracia sólo había conseguido una Matriz Estabilizadora más, para poder tener las diez, no quedó de otra que tirar de monedero, y adquirir el resto en el Bazar de Comercio del León Negro. Luego, enviar a Hugin el cuervo mensajero con ellos, a Lina para que pudiera proseguir tu trabajo.

Tratamiento Mineral: Dale un baño a tu huevo de cuervo en las aguas minerales de la Cala del Sol Austral. Viajaba de nuevo a las playas de agua cristalina de Cala del Sol Austral. Por desgracia la información de donde debía de bañar al nonato Poe no era muy explícito, Cala del Sol Austral es un conjunto de islas y hay agua por todas partes. Dado que la indicación era que debía ser agua mineral, supuse que debía ser agua dulce y no salada. De ahí que me dirigiera directamente a los Manantiales Cristalerrante y tras poner los pies dentro de un de los más grandes, el nonato Poe, en su huevo aún, me indicó que ya tenía baño suficiente.

Manantiales Cristalerrante, Cala del Sol Austral

Tratamiento de líneas ley: Dale un baño a tu huevo de cuervo en las cataratas imbuidas de línea ley del Refugio Apacible de la Sima de Raizprofunda. Aunque aún no había podido aprender por completo la región de Profundidades Enredadas, en Corazón de Maguuma, sí recordaba que existía una zona llamada así: Sima de Raizprofunda y que había un manantial de agua en el lugar conocido como Refugio Apacible. Llegar al lugar ya era otro cantar. Partiendo del Campamento Ogro, descendí el río luchando contra los chak de la zona, hasta alcanzar el lugar conocido con el nombre de Refugio Apacible, lugar tranquilo, con una catarata y cangrejos en la zona. Allí, en el agua, bañé al nonato Poe.

Refugio Apacible, Sima Raíz Profunda, Profundidades Enredadas, Corazón de Maguuma

Amiga del Lago. Se compra a Blopp en el Lago Jetz. El Lago Jetz se encuentra en la Provincia de Métrica. Recordaba vagamente al asura Bloop, que se encuentra a la entrada de una aldea Hylek e investiga los venenos de esta raza. Curiosamente cuando llegué a la zona y me acerqué, él si me recordaba, y estuvo encantado de venderme el objeto de la lista.

Lago Jetz, Provincia de Métrica, Jungla de Maguuma

Amiga de los sabuesos. Usa el repelente para proteger a los sabuesos silvanos de las arañas en la Floresta. La Floresta, es un jardín cuidado por los Sylvari que adiestran perros Sylvari al sur del Bosque de Caledon. Para poder cumplir con lo que pedía la lista, debía lograr usar el repelente contra las arañas que accedían al recinto donde estaban los cachorros. Tras localizar uno de estos repelentes en forma de flor, dentro del recinto, esperé la entrada de los arácnidos y usé repetidamente el repelente en diferentes entradas y diferentes grupos  de atacantes hasta que, logré mi objetivo.

La Floresta, Bosque de Caledón, Jungla de Maguuma

Amiga de los cachorros. Se compra a Danador en la Floresta. Precisamente, Danador, es el encargado de La Floresta, fue a él a quien le compré el objeto indicado dentro de su pequeño puesto del Bosque de Caledon. Además, estaba encantado de haberle echado una mano cuidando de sus cachorros.

La Floresta, Bosque de Caledon, Jungla de Maguuma

Amiga de los Conejos. Espanta conejos de Shaemoor. La Aldea de Shaemoor está en Valle de la Reina. Al salir de Linde de Divinidad es el primer asentamiento que uno se encuentra. Allí está Dena y el granjero Arlo, que tiene un recinto donde cuidan conejos. Tras ayudarles a resguardarlos en la conejera, tuve mi recompensa.

Aldea Shaemoor, Valle de La Reina, Kryta

Amiga de los moa. Ayuda a la instructora de moa Kappa a arrear a los moa pigmeos al corral en el Bosque de la Reina. El Bosque de la Reina, también está en Valle de la Reina. Hay un pequeño montículo en esta zona donde una asura tiene un pequeño redil con moas pigmeos a los que entrena. Por desgracia cuando llegué era de noche, así que tuve que esperar al día para que la joven asura se presentara en su pequeño puesto y me indicara que debía de buscar para ella a estos jóvenes moas pigmeos, y ayudarla a colarlos en el recinto, evitando que los enemigos de la zona acabaran con ellos. Una vez hecho esto, recibí mi objeto de la lista.

Bosque de la Reina, Valle de la Reina, Kryta

Amiga del rancho de moa. Se compra a Cassie en el Rancho de Moa de Mepi. En los Campos de Shaemoor, en Valle de la Reina, está el Rancho de Moa de Mepi, al oeste. Allí, está Cassie con su granja de animales, a quién poder comprarle el objeto.

Campos de Shaemoor, Valle de la Reina, Kryta

Amiga de las lechuzas. Protege a los espíritus de la Lechuza de los siervos de Jormag en el Matadero de la Lechuza. Regresaba a Cúmulos de Guaridanieve, y al Matadero de la Lechuza en las Montañas Picoescalofriantes, para poder obtener este objeto. Un grupo de Hijos de Svanir tenían tomado el lugar, cuando logré hacerme con el control se me entregó el objeto.

Matadero de la Lechuza, Cúmulos de Guaridanieve, Montañas Picoescalofriantes

Amiga del espíritu de la Lechuza. Derrota a los cazadores Svanir antes de que maten a todas las lechuzas por el Matadero de la Lechuza.  No tuve que moverme del sitio. Mientras esperaba, el lugar volvió a intentar ser asaltado por los Hijos de Svanir y uno de sus líderes, para tratar de acabar con las lechuzas de la zona. Tras lograr evitar que se acercaran al edificio, protegiendo a las lechuzas a toda costa, acabé con todos ellos con la ayuda de varios héroes que se unieron en ese mismo propósito y obtuve el objeto de recompensa.

Amiga del Cuervo. Resuelve los acertijos de las estatuas del Cuervo en el Corazón del Cuervo. De nuevo regresaba al lugar de donde había recogido el huevo del nonato Poe. Con él cargada aún, me dispuse a subir al santuario de Puerta del Señor de las Nieves en Colinas del Caminante, donde las estatuas de subía al santuario te ponen a prueba con sus preguntas. Tras superar los acertijos recibí el objeto.

Puerta del Señor de las Nieves, Bosque Borealis, Colinas del Caminante

Amiga de la Osa. Defiende el Santuario de la Osa de los hijos de Svanir en el Corazón de la Osa. El Santuario de la Osa de Colinas del Caminante está al norte de Fiordograwl. Justo cuando iba a entrar a rendir homenaje a la gran osa, los Hijos de Svanir asaltaron el lugar. Una vez defendí el santuario de estos, me entregaron el objeto.

Santuario de la Osa, Fiordograwl, Colinas del Caminante, Montañas Picoescalofriantes

Amiga de los Dracos. Impide que los Grawl roben los huevos de draco en la Grieta del Desterrado. Al sur de Fiordograwl, en Colinas del Caminante, es donde está la llamada Grieta del Desterrado. Justo al final de fiordo, hay un lugar repleto de dracos, donde éstos ponen sus huevos. Los Grawl están justo por encima de esta zona, esperando la puesta anual de estos para robarles los huevos. Costó lo suyo, y recibí la ayuda de un héroe anónimo de profesión Retornado, que apareció justo a tiempo para impedir que eso ocurriera. Al acabar con los ladrones, me fue entregado el objeto.

Grieta del Desterrado, Colinas del Caminante, Montañas Picoescalofriantes

Control sobre el maestro de asedio. Muestra tu supremacía sobre los espíritus matando al maestro de asedio Lomar en las ruinas de la Ciudad de Ascalon. El terrible Maestro de Asedio Lomar, es un fantasma que hace aparición durante la noche en las Llanuras de Ashford, en las Ruinas de la Ciudad de Ascalon.  Tras esperar con paciencia frente al lugar llamado la Colina del Mirador, Lormar apareció protegido por varios magos ascalonianos y guardabosques. Con la ayuda de varios héroes de la zona, logramos acabar con él obteniendo el objeto indicado.

Colina del Mirador, Ruinas de Ascalon, Llanuras de Ashford, Ascalon

Control sobre Barradin. Derrota a los soldados ascalonianos del ejército del duque Barradin en la batalla en la cámara bajo la hacienda del Viejo Duque. La Hacienda del Viejo Duque, también está en las Llanuras de Ashford. Seguía siendo de noche, eso era importante si quería acabar con fantasmas ascalonianos. Tras bajar a las catacumbas, coincidí con varios héroes más que accedían a la zona, lo cual fue perfecto porque en ese lugar, entrar solo puede ser peligroso dado que salen cuatro fantasmas que harán lo que sea por defender el lugar: Ivor Buendisparo, el soldado Horacio, la soldado Farrah Cappo y el soldado Pitney. Sólo tras acabar con todos y llegar hasta el final de la catacumba, donde está el cofre, me fue entregado el objeto.

Catacumbas, Hacienda del Viejo Duque, Llanuras de Ashford, Ascalon

Control sobre el Demagogo. Haz salir y destruye al espíritu del Demagogo en los Restos de Aurora. Restos de Aurora es una zona concreta que pertenece a la región de Selvas Brisbanas, en la Jungla de Maguuma. Recordaba vagamente que en esa zona, el fantasma de Less Longbow suele aparecer en la noche en la Ciénaga Toxal, y que era justo quién normalmente pedía ayuda para acabar con el Demagogo. Aunque estuve un buen rato en la zona, y la noche había caído, mi objetivo no aparecía. En ese momento mi compañera de clan Jaheira Alenko apareció por el lugar, y tras comentarle fue ella quien me dio la respuesta. Hay un lugar justo en esta zona bastante oculto, y si no accedía a él, el fantasma de Less LongBow no aparecería. Estaba en el sitio correcto, la Ciénaga Toxal, pero debía entrar por una túnel selvático, justo encima del punto de héroe. Entramos las dos y al hacerlo, los fantasmas del Manto Blanco de ese pequeño y antiguo lugar aparecieron, y con ellos, Less Longbow que nos pidió ayudarle para buscar a una compañera del Manto Blanco que tenía un cristal que serviría para hacer salir al Demagogo. Tras buscar a la joven fantasma y acompañarla “sana y salva” con el cristal, el Demagogo apareció y ambas acabamos con él. Objetivo conseguido.

Restos de Aurora, Ciénaga Toxal, Selvas Brisbabas, Jungla de Maguuma

Poder del cuervo: Mata a la malvada chamán del Cuervo Vilnia Cancionsombría, para acceder a la fuente de energía del chamán del cuervo en Altos Pezuñaoscura. Tenía algunas dudas sobre este lugar, sabía que Altos Pezuñaoscura, es una zona al noroeste de Cúmulos de Guaridanieve. Es un lugar tomado por Centauros. Al  llega recordé que había una pequeña cueva al norte de este lugar, encontré la entrada vigilada por diablillos de hielo. Entré en el túnel y entonces encontré a una cazadora norn tras subir por unas piedras de la cueva que precisamente me habló de la malvada hipnotizadora chamán del cuervo Vilnia Cancionsombría y me avisaba que tuviera cuidado si avanzaba en la cueva. A los pocos minutos de entrar, Vilnia hizo aparición, y comenzó a usar sus poderes de hipnotizadora, así como sus habilidades del Chaman del Cuervo para atacar. Tras acabar con ella conseguí mi objeto para la colección.

Cueva de Vilnia Cancionsombría, en Altos pezuñaoscura, Cúmulos de Guaridanieve.

De momento… De toda la lista era todo lo que podía hacer. Justo cuando llegaba a una colina en las Montañas Picoescalofriantes repleta de arpías a ver si allí había más suerte con las plumas, Hugin llegó con un mensaje de Lina: “Olvida las plumas, ya me encargo yo. No obtendrás ninguna que me sirva, dado que han de comprarse. Posdata: Espero por tu bien que ese huevo siga intacto, sin acritud”.

Regresé a Arco de León sin demora, la verdad es que moría de curiosidad por saber cómo había logrado mi afamada artificiera en conseguir las condenadas plumas. Había perdido la cuenta de la cantidad de arpías que había matado sin resultado. Y además, poco podía hacer más si el polluelo Poe no nacía. Al llegar, Lina se esmeraba en colocar las plumas con sumo cuidado en el banco de trabajo. Ya las había conseguido.

– ¿Dé donde las has sacado?

– Viajé a Interior de Harathi. ¿Has estado alguna vez en el norte del Lago Arca?

– Sí, claro. Muchas. Esa zona esté repleta de Arpías.

– Y de skritt. Hay un grupo de ellos dirigidos por Hitkiti que se dedican a robar huevos de arpía. Pues tras echarles una mano, para que pudieran conseguir robar huevos, me vendieron justo lo que necesitaba: Plumas de Arpía. Dado que es material específico de artificiero, o lo compraba yo, o tu no habrías podido hacer nada. Por cierto, ¿cómo va el huevo?

– Bien… Calentito.

– Pues aquí tienes la Caja de Incubación, acabo de terminarla.- Coloqué dentro al pequeño huevo nonato de Poe, con el aislante de seda de araña y la Piedra Caliente. A partir de ahora todo ello viajaría conmigo también.

– Aún tardaré un poco en acabar la Pajarera. El último objeto que necesitas.

– Tómate tu tiempo, por desgracia, una de los baños que el huevo Poe debe recibir está en Defensa de Dragón, en Corazón de Maguuma. Ya he estado allí, y me temo que para poder alcanzar el sitio donde sumergirle, necesitaré aprender primero un dominio para llegar a la zona donde bañarlo… Me temo que aún me queda mucho por aprender en esa zona.

[Continuación… Día 24 mes del Céfiro]

Estoy cerca de aprender los dominios necesarios. Tras aprender todo sobre los nuhoch, aprendí como utilizar los champiñones de velocidad de la zona, y como usar los venenos de los itzel a mi favor. Por fin podré llevar al nonato Poe al lugar que se me indica y darle el último baño antes de su nacimiento.

Tratamiento de los Olvidados: Vuela hasta lo alto de la columna olvidada cerca del Altar Derruido de Defensa de Dragón para dar un baño a tu huevo de cuervo en las aguas que caen. Conocía perfectamente el lugar, pero hasta ahora pasar había sido imposible, el veneno de la cueva acababa conmigo si lo intentaba. Tras explorar la zona de Defensa de Dragón y gracias a la necesidad de aprender nuevos dominios, conozco el lugar ya casi perfectamente. Tras varios asaltos a la zona del dragón, esperé el momento propicio, uno en el que las tropas se prepararan en la zona, y no se hiciera ningún asalto para acceder al lugar. Tras tomar el camino más al norte, baje hacia el oeste hasta alcanzar el altar de los Exaltados derruido. Hay una entrada a una cueva, una vez dentro una nube de gas venenoso te envuelve. Por fin pude entrar y avanzar sin temor a morir. Tras usar dos champiñones reboteadores, logré subir a una plataforma en lo alto, hasta ahora imposible de alcanzar debido al veneno. Una vez arriba giré sobre mi misma, subiendo una zona empedrada y pasé al otro lado de la espesura… Por fin veía la catarata, y la Columna de los Olvidados abajo, era el momento de lograr caer en la zona de la columna. Tras un vuelo preciso aterricé en ella y por fin di el último baño al huevo de Poe.

Columna abajo a la izquierda con el agua necesaria. Altar Derruido, Defensa del Dragón, Corazón de Maguuma

La incubación: Lleva el huevo de cuervo al cráter del Monte Vorágine para que reciba el último calor que necesita para eclosionar.  Hice una breve visita a Arco de León para indicarle a Lina que estaba lista para usar los objetos y llevar el huevo al lugar donde me indicaba la guía que debía de nacer. El cráter del Monte Vorágine.

– ¿Lo llevas todo? – preguntó Lina nerviosa.

– Sí, ya está todo. ¿Ya está lista la Pajarera?

– Casi, pero aún no la necesitas… ¿Seguro que lo llevas todo?

– Sí, claro… llevo el huevo, llevo la incubadora con la piedra caliente dentro… ¿Necesito algo más?

– El aislante de seda de araña… ¿recuerdas? Dime que llevas el aislante o tendrás que volver a pegarte con una araña. De no ser así, quizás el Maestro Artesano Hoobs pueda conseguirte el objeto a cambio de karma si lo has perdido.

– Cálmate… me deshice de muchas cosas por hacer sitio en el banco, pero me quedé con todos los objetos de esta lista.

– Vale… te espero a tu regreso.

Y partí con estos objetos (el huevo, la caja de incubación, la piedra caliente, el aislante de seda de araña) hacia el volcán activo más importante de Tyria. Una vez allí no tenía muy claro qué hacer. Tuve la suerte de que hacía solo un rato el Megadestructor había sido derrotado, así que el acceso al volcán estaba abierto. Una vez dentro fui al lugar donde aparece una bola de lava y me coloqué delante. Supuse que tendría que pisar la lava y usar mi magia de curación para no morir ambos en el intento. Salté al vació y regresé a sitio seguro, cuando abrí la caja de incubación… allí estaba el polluelo Poe, nacido un 24 del mes del Céfiro…

Monte Vorágine, interior del Volcán, Jungla de Maguuma

Dale sombreros de champiñón a tu polluelo de cuervo: Recoge un sombrero de un champiñón de la selva rico en proteínas.  Y Poe tenía hambre… Uno de los objetos que tenía de mi incursión en Defensa de Dragón fue un sombrero de champiñón. Lo había conseguido en uno de los sacos justo cuando realizaba la ruta de lucha para acceder a las torres de la zona. Cuando vi que era un objeto de la lista, lo guardé, aunque aún Poe no había nacido. Ahora, en cuanto le di a probar aquello, no lo dudó un segundo.

Aproveché que en la zona de Monte Vorágine hay una lugar con Banco y con Bazar, iba a necesitar alimentar al pequeño Poe lo antes posible. Viajé a Riberahollín para conseguir de momento lo que sabía seguro que sí tenía almacenado.

Dale almejas a tu polluelo de cuervo: Tenía almejas de sobra en el banco, así que le di una al polluelo Poe.

Dale una chumbera a tu polluelo de cuervo: Tenía chumberas también de sobra en el banco, así que le di una al polluelo Poe.

Dale maracuyá a tu polluelo de cuervo.  Tenía maracuyá también de sobra en el banco, es el fruto que da la parsiflora normal en Cala del Sol Austral, así que le di una al polluelo Poe.

Dale un filete de pescado a tu polluelo de cuervo. Tenía carnes de ave y de dolyak, pero no de pescado. Pero sabía quién seguro tenía. Viajé a Hoelbark, y en la Feria del Comercio busqué a un mercader llamado Ossyr, a él fue a quién le compré el hermoso filete de pescado. Poe lo devoró en un abrir y cerrar de ojos.

Feria del Comercio de Hoelbrak, Montañas Picoescalofriantes

Miré la lista de objetos que según la guía podría dar al pequeño Poe. Tras alimentarlo, trataría de enseñarle a volar… Y a la vez tendría que aprender el dominio de Líneas Ley a como diera lugar porque no estaba muy segura de si una de las lecciones indicadas podría enseñársela sin ese domino. Y sin completar tanto la alimentación como el aprendizaje no podríamos avanzar hacia la conclusión de la colección que ambos habíamos comenzado.

[Continuación… Día 25 mes del Céfiro]

Regresé a Arco de León para recoger de Lina los objetos que quedaban y que ahora Poe necesitaría, La Pajarera y el Material de Nido. Guardado en mi inventario junto a Poe, tendría un lugar seguro mientras le alimentara y le diera lecciones para que aprendiera a volar. La búsqueda de comida para el polluelo Poe prosigue. Son cuatro los objetos que me indican que debo darle, algunos de comprar pero otros no. Empecé por los que se indicaba que se compran.

El Polluelo Poe

Dale un arenque a tu polluelo de cuervo: Compra un arenque al pescador Travis de Valle de la Reina. Valle de la Reina en Kryta posee varios lagos y tiene un entramado de varios cursos de río, debido a los dos diques construidos para hacer de éste lugar, un sitio habitable y de cultivo. El pescador Travis, efectivamente está en esta región, en los Campos de Shaemoor, para ser exactos. Lo encontrarás pescando justo en frente del Dique Divinidad Occidental y amablemente te venderá un arenque a cambio de karma, si le ayudas.

Campos de Shaemoor, Valle de la Reina, Kryta

Dale huevas a tu polluelo de cuervo: Compra huevas de salmón al pescador Will en el Valle de la Reina. El otro dique de Valle de la Reina, está al este del anterior. Por ello es llamado Dique Divinidad Oriental, justo al lado de la Comarca de Beetletun. Precisamente hasta allí fui, y bajé hasta el río donde Will tiene su pequeña casa de pescador. A él fue a quién le compré una exquisitas huevas de salmón, que te venderá si le ayudas.

Comarca Beetletun, Valle de la Reina, Kryta

Los tres siguientes alimentos no se podían comprar, debía de conseguirlos buscando por Tyria dependiendo del alimento que pedían.

Dale larvas luminiscentes a tu polluelo de cuervo: Me decanté por buscar primero las larvas luminiscentes porque recordaba al menos dos sitios distintos en Valle de la Reina donde podía localizarlas. Este tipo de larva, suele vivir en cuevas. Precisamente en esta región hay al menos dos sitios con viven. Me decanté por buscarlo en la cueva del troll en Valle del Arroyo del Altar. Accedí a las Cuevas del Altar, justo en la que tiene en la entrada un cartel de madera donde se indica peligro por la presencia del troll. Las larvas estaban ya allí en el acceso. Tras acabar con bastante, y recibir diferentes objetos tardé un rato en conseguir el objeto que Poe podía comer, una de ellas me proporcionó “carne de larva luminiscente“, aquella sí podía dársela a Poe.

Cueva del Troll, Valle Arroyo del Altar, Valle de la Reina, Kryta

Dale sierpes a tu polluelo de cuervo: Toda Ascalon está repleta de Sierpes de las Llanuras. Dado que como en el caso anterior, la sierpe tendría que dejar caer la carne de sierpe de las llanuras que necesitaba para Poe, opté por buscar un lugar donde poder acabar con ellas que no fuera Llanuras de Ashford, donde las sierpes de la zona suelen ser bastante pequeñas y normalmente no hostiles. Por ello me desplacé a Estepas Crestafulgurantes, en Ascalon. Al norte, hay una zona con algo de agua bajo las Empalizadas Destrozadas, la zona se llama Llanura Herética. Ese lugar está repleto de enormes Sierpes de las Llanuras. Lo único que hay que tener en cuenta es que estas Sierpes lanzan enormes piedras, así que hay que atacarlas y esquivar. Tras matar a algunas de ellas, por fin conseguí, la carne de sierpes que podría darle a Poe.

Llanura Herética, Estepas Crestafulgurantes, Ascalon

Dale larvas a tu polluelo de cuervo: Recoge una larva de termita. Sólo recordaba un sitio donde localizar termitas. En cada zona de Tyria ocurre que el mismo tipo de criatura es llamado de diferente forma en cada lugar, en el caso de las termitas, éstas son llamadas así en la Jungla de Maguuma. Por eso viajé hasta Bosque de Caledon, al jardín que hay en la Aldea de Astoria. Allí un grupo de Sylvari cuidan de este lugar, y luchan para evitar que las termitas acaben con sus plantas. Asi que me dediqué durante un buen rato a ayudarles. Tras sacar termitas del suelo, y acabar con otras ya en la superficie, conseguí la carne de termina que podía darle a Poe.

Aldea de Astoria, Bosque de Caledon, Jungla de Maguuma

 

Ahora que Poe ya estaba alimentado, era el momento de comenzar a practicar el vuelo. Si nada lo impide, deberé localizar varias ubicaciones donde mostrarle lo hasta ahora aprendido en planeo y enseñarle. Todas las ubicaciones pertenecen a la zona de Corazón de Maguuma, y una de ellas parece necesitar las Líneas Ley para enseñarle.

[Continuación… Día 26 mes del Céfiro]

Hoy comencé con las lecciones de vuelo. Y me decanté por región, primero Umbral Verdeante y después Profundidades Enredadas. Dejé para el último el vuelo en Defensa del Dragón.

Lecciones de vuelo gran altitud: Salta de la percha precaria, en Umbral Verdeante, y vuela hacia el oeste, a los restos de la aeronave en llamas. Para poder realizar esta acrobacia primero hay que unirse a el Pacto en la zona y elegir un puesto avanzado para defender. Hay que conseguir por todos los medios que los aerotransportes de el Pacto puedan llegar a la zona y así permitirnos subir a lo más alto de la región. Recordaba vagamente, que la zona llamada Percha Precaria es el lugar donde el Guiverno Patriarca hace aparición cuando se logra subir a lo alto de la zona.

Tras entrar a la región por Brecha de Maguuma, bajé al sur, hacia Frontera Enmarañada y elegí este sitio para ayudar a el Pacto hasta que el aerotransporte apareció llegada la noche. Entonces usé el mismo para subir a la copa de los árboles.

Este dispositivo te deja exactamente en la Percha Precaria, donde hay que usar las corrientes ascendentes para subir a la estructura de piedra, donde el Patriarca Guiverno comienza su ataque. Nos llevó su tiempo lograr vencerle dado que en varias ocasiones hace arder toda la plataforma y sólo manteniéndose en el aire con las corrientes y usando bolas de fuego que lanza y se quedan en la estructura de piedra, se logra atacar a las crías de guiverno que se mantienen también en el aire. Tras repetir tres veces este tipo de ataque, logramos acabar con él, dejando la zona libre de peligro. Era el momento de ejecutar el vuelo para enseñar a Poe.

Colocándose en la plataforma mirando al oeste, puede verse a lo lejos una enorme aeronave en llamas. La distancia es larga y hay varias corrientes, habrá que usarlas para llegar y sólo hay una oportunidad dado que una vez cae el Patriarca, el amanecer ha llegado y los aerotransportes ya no están hasta el siguiente asalto. Tras usar las corrientes y llegar a la zona, el joven Poe aprendió cómo hacerlo solo.

Percha Precaria, Copas de los Árboles, Umbral Verdeante, Corazón de Maguuma

Lecciones de vuelo fuera del árbol: Salta del Mirador Arbóreo, en Profundidades Enredadas, y vuela a la cornisa de los Champiñones al otro lado. Recordaba perfectamente que el Mirador Arbóreo se encuentra en el Gran Árbol de Profundidades Enredadas. Intenté varias veces acceder a lo más alto desde el Campamento Ogro. Si lograba llegar allí todo debería ser más sencillo. Por desgracia, el Gran Árbol está siempre repleto de enemigos y aunque lo intenté varias veces y luché por subir usando las setas del interior, la gran cantidad de enemigos lo hacía muy complicado. Entonces me decidí por la forma correcta, aunque más larga eso sí.

Desde el Campamento de los Susurros en Descenso Enredado, existe una forma de acceder a ese punto usando corrientes ascendentes. Para eso, bajé hasta el río y giré a la izquierda y comencé a subir por parte de rocas y parte de raíces y troncos de un árbol de la zona. De ahí llegué a un hueco en un árbol desde donde podía ver las corrientes. Mi objetivo estaba en usar estas corrientes y llegar a la plataforma de Mirador Arbóreo, que está bastante más arriba justo a la izquierda de donde se comienza. Tras usar varias veces las corrientes logré subir todo lo alto que me permitían y ver el Mirador Arbóreo en mi vuelo, donde logré aterrizar. Me mantuve quieta en el mirador para impedir atraer a los enemigos de esa zona del Gran Árbol. Mi objetivo era ahora enseñar a Poe a volar de este lugar, a las enormes setas del árbol de enfrente, de nuevo usando las corrientes. Debía poner pie allí. Tras el uso de éstas, logré mi objetivo. Poe aprendía deprisa.

Mirador Arbóreo, Gran Árbol, Profundidades Enredadas, Corazón de Maguuma

Mi objetivo siguiente… asalto al Dragón Mordremoth en Defensa del Dragón, y para poder conseguir mi objetivo había que lograr derrotarlo.

[Continuación… Día 27 mes del Céfiro]

Lecciones de vuelo combate aéreo. Lucha de Derrota a Mordremoth en la Defensa del Dragón. – Estaba claro lo que había que hacer ahora, acceder a Defensa de Dragon y unirme a un asalto. Tras acceder a la región, y unirme a un escuadrón, se avanzó ayudando a el Pacto a llevar el cargamento con los dolyak a las torres, una vez allí se tomó tras dos intentos por fin las torres centrales y luego se permitió la lucha directa con Mordremoth.

Tras moverme con las corrientes ascendentes dado que aún aprendo los distintos dominios de vuelo y no he alcanzado el nivel de usar las líneas ley, cuando el dragón cayó Poe aprendió lo necesario.

Defensa del Dragón, Corazón de Maguuma

De momento… la última lección de vuelo depende por completo de adquirir los conocimientos del dominio de Líneas Ley. Me dispuse a quedarme en la zona de Corazón de Maguuma para seguir aprendiendo dominios.

[Continuación… Día 40 mes del Céfiro]

Viajes continuos para ayudar en la zona de Corazón de Maguuma hizo que poco a poco fuera aprendiendo nuevos dominios. Entre ellos, el que ahora más importaba era el que me permitiera usar las Líneas Ley.

En cuanto aprendí el dominio, que llevó bastante tiempo, me dirigí a Valle Áurico para enseñar la última lección de vuelo a Poe.

Lecciones de vuelo surcar las líneas ley: Engranaje Más Alto, detrás de las cataratas del Valle Áurico. Hasta ahora sólo había accedido a esta zona una vez, porque sabía que ese puzzle podría hacerse mucho mejor si había aprendido el último dominio de planeo. Así que tras viajar a Claro de Vigilaoeste, avancé hacia el sur tratando de esquivar enemigos, en especial a los pequeños raptores que atacan en grupo Tras pasar la atalaya, bajé por el camino hasta alcanzar la pared con champiñones reboteadores y subí una tramo en vertical. Tras pasar un campamento de Tengus, alcancé la primera línea ley en esta región y la usé para desplazarme al otro lado de la zona para poder poner pie en la entrada del puzzle. Una vez dentro, busque la forma de subir usando las setas azuladas de la cueva, y avancé por ellas y usé mi nuevo dominio hasta llegar al cofre. Una vez allí, Poe ya tenía todos los conocimientos necesarios en vuelo.

Ondine dispuesta para comenzar a saltar por las setas azules y usar las líneas ley en Lugar del Último Engranaje, Valle Áurico, Corazón de Maguuma

Prepara el cuervo. Tras alimentar, darle hogar y enseñar a volar a tu cuervo, habla con Moda la Veloz en el Albergue del Cuervo de Hoelbark. Poe ya no era un polluelo, durante todo este tiempo a crecido y ya está listo para su siguiente paso. Era el momento de viajar a El Albergue del Cuervo de Hoelbrak y buscar allí a la Chamán del Cuervo Moda la Veloz. Al llegar allí y comentarle que Poe ya estaba listo fue ella la que dispuso a Poe pasando a ser un Cuervo Preparado.

Mola la Veloz, el el Albergue del Cuervo, Hoelbrak, Montañas Picoescalofriantes

Cuervo Preparado. Lleva a tu cuervo a la Caverna de la Aflicción para fusionar el espíritu de tu cuervo. Sólo hay un lugar que se llame así en toda Tyria, y está en Acantilados de Guaridadraga. Al sur de la región, los draga tienen tomada toda una zona, hay que llegar hasta una estructura de madera, subir arriba del todo, pasar al otro lado y alcanzar la caverna que lleva ese nombre y que además es un puzzle. En cuanto logré terminarlo, Poe el espíritu de Poe quedó preparado.

Cavernas de la Aflicción, Acantilados de Guaridadraga, Montañas Picoescalofriantes

Personificación de energía de líneas ley. Encarna energía y gana un rango de plata o superior en la aventura “La carrera de la línea ley”, en Profundidades Enredadas. Tras repasar la lista que quedaba, opté por intentar primero volver a usar las Líneas Ley recién aprendidas en esta aventura. Sabía donde era porque había pasado varias veces, pero debido a no tener el dominio no lo había intentado. Tras viajar a Profundidades Enredadas, en Corazón de Maguuma fui hasta Confluencia de Líneas Ley, luego tomé la Ruta de los Ogros. Avancé esquivando enemigos hasta llegar a un champiñón reboteador que me llevo a lo alto de una estructura donde se me indicaba que allí se podía hacer la aventura de una carrera de líneas ley. El problema, es que al aceptarla tenía que conseguir superar la prueba como mínimo en plata. Y eso no hubiera sido un problema, de no ser porque al aceptar el reto, la aventura te transforma en chispa y has de aprender primero como funcionan los tres únicas habilidades que puedes hacer como tal. Tras varios intentos, logré acabar la carrera y conseguir hacerlo en el nivel exigido: plata.

Carrera de Líneas Ley en Profundidades Enredadas, Corazón de Maguuma

Por lo que veía en mi corta lista ya, para poder proseguir iba a necesitar conseguir primero un cristal de visión. Ahora que Poe ya era un cuervo preparado, tendría que llevarle junto al cristal que pedían a la siguiente ubicación.

Los cristales de visión se fabrican en los bancos de artesanía, da igual que profesión tengas, puede hacerlo cualquiera.

De todos los objetos que pedían sólo me faltaba la Piedra de Augurio, que conseguí comprándola en Arco de León a Miyani. Una vez compré una piedra de este tipo, el resto tenía suficiente fabricado, así que no tardé nada en conseguir tener los dos objetos que pedían para proseguir.

Con la mochila cargada con ello, me dirigí a las indicaciones del siguiente punto. Sabía donde era, ya había estado… La Fuente de Energía de Chamán en Cúmulos de Guaridanieve, en la cueva donde aparece la bruja Vilnia Cancionsombría, en Altos Pezuñaoscura pero… por desgracia algo va mal. Por alguna razón Poe ya preparado no termina de combinar espíritu y cuervo… Tras varios intentos diferentes, incluido pedirle ayuda a Lina que nunca había estado allí, tampoco logré mi objetivo 😦

Algo desesperada (sea dicho de paso) intenté viajar a Bosque Borealis, y tratar de avanzar, pero… tampoco me permitió este paso, ni el siguiente que debería ser el último.

Así que de momento Cuervo y Espíritu no parecen congeniar ¿Será un augurio que me indique que he de finalizar el camino recorrido hasta ahora? 😦

[Continuación… Día 41 mes del Céfiro]

Preguntando… repitiendo… volviendo a repetir… Y al final todo era cuestión de aplicar el orden correcto. Los tres siguientes objetos de la lista y también los tres últimos fueron un quebradero de cabeza, pero al final… El Cuervo cayó del cielo… Para poder acabar la lista es necesario completar los tres objetos restantes en este órden:

Inclínate ante el cuervo. Domestica al espíritu salvaje capturado visitando el santuario al Cuervo en el Albergue del Cuervo de Hoelbrak. Pues justo eso, regresé a Hoelbrak cargada aún con el Cristal de Visión y el Cuervo Preparado. Fui hasta el Albergue del Cuervo y entré en él. Caminé hasta la estatua encendida perpetuamente al fondo del Albergue y una vez allí… me incliné ante el Cuervo.

Ondine inclinándose (escribir en chat /bow ó /inclinarse) ante la estatua de El Cuervo en el Albergue de El Cuervo, Hoelbrak, Montañas Picescalofriantes

Espíritu Domesticado: Tras completar todo lo anterior, visita el Corazón del Cuervo para reflexionar sobre el Cuervo mientras te mentalizas para unir este espíritu domado con un cuervo preparado.  Ahora que ya poseía el beneplácito del Cuervo, podía viajar a Bosque Borealis a reflexionar sobre él. Así que tras viajar de nuevo al lugar donde recogí el huevo de Poe en el Corazón del Cuervo en Colinas del Caminante, subí a lo alto del lugar, donde de nuevo pude ver la estatua con el fuego eternamente encendido dedicado a él, y allí reflexioné ante su estatua.

Bosque Borealis, Corazón del Cuervo, Colinas del Caminante, Montañas Picoescalofriantes (escribir en chat /reflexionar ó /ponder)

Combinar cuervo y espíritu. Lleva tu cuervo preparado y un cristal de visión a la fuente de energía de chamán del Cuervo oculta en los Altos Pezuñaoscura.  Cargada con el Espíritu Domesticado, el Cuervo Preparado y el Cristal de Visión fabricado estaba lista para el último viaje… El que me llevaba de nuevo a la cueva de la Bruja Hipnotizadora Chamán del Cuervo Vilnia Cancionsombría en Altos Pezuñaoscura en Cúmulos de Guaridanieve. Tras acceder a su cueva, la zona estaba despejada y en el fondo estaba tranquila la Fuente de Energía de Chamán del Cuevo. En cuanto entré en el recinto de la fuente, el Don del Espíritu del Cuervo me fue concedido.

Cueva de Vilnia Cancionsombría, Altos de Pezuñaoscura, Cúmulos de Guaridanieve, Montañas Picoescalofriantes

Por fin tenía el Don del Espíritu del Cuervo… por fin podía comenzar a fabricar mi Arma Legendaria

¡Nunca Más!

Nunca Más Volumen III: Báculo del Cuervo (Ascendido)

Primera ParteSegunda Parte

El Día Invernal ha acabado… Ya se respira el mes del Céfiro en Arco de León.

Lina me esperaba ansiosa en su banco de trabajo, así que cuando aparecí por fin por allí con el Cofre del Espíritu del Espíritu Salvaje le faltó arrancármelo de las manos.

Tras abrirlo aparecieron dos objetos nuevos: Esencia del Espíritu Salvaje, y una receta: Báculo del Cuervo (Ascendido). Tras unos segundos que me parecieron eternos mientras miraba la receta por fin levantó la cabeza y miró hacia arriba para explicarme. Noté cierto brillo extraño en sus ojos.

– Esto casi son palabras mayores.- dijo

– ¿Eso significa más madera? – no respondió a mi pregunta se limitó a sonreír como si Tixx, el Juguetero le acabara de traer una torreta nueva.

– Si todo marcha como debe, debería de ser capaz por fin de crearte el Armas Ascendida.

– Bueno, eso es importante. Soy Sastre, ¿recuerdas? Pero sé lo que es hacer un objeto ascendido. Mi hermano Aidas lleva a un espaldar que cosí con estas manazas con muuucho Haz de Damasco, que se fabrica con Carretes de Hilo de Seda que a su vez lleva montones de Carretes de Hilo Grueso Eloniano, toda una aventura para conseguirlo.

– De momento, usaremos esta esencia que estaba dentro del cofre, pero necesitaré crear tres objetos más.

 (1) El Espíritu del Báculo de Bosque del Cuervo, (2) Estatua del Cuervo (3) Herramientas de grabado de runas

– Por el primero no te preocupes, yo me encargo…- Algo me dice que me va a doler. La última vez que escuché eso, recicló mi primera rama…- Para la (2) Estatua del Cuervo voy a necesitar: 5 Tablas de Madera Espiritual, 50 Tablas de Madera Ancestral, 50 Tablas de Madera Antigua y 5 Pegotes de Ectoplasma.

– Imagino que imposible tener las tablas hechas ya ¿cierto? – La asura se encogió de hombros. Lo máximo que había dado tiempo era a devolver a los Aldesaar su ayuda.- Vale, y el otro objeto..

 – En este caso, necesitaré crear 5 Tablas de Madera Espiritual... 50 Tablas de Madera Ancestral, 50 Lingotes de Mithril y 3 Lingotes de acero de Deldrimor.

De nuevo las malditas tablas… Conseguir acumularlas era tema imposible. Por lo que veía, ahora se sumaba el mineral para hacer los Lingotes de acero de Deldrimor. Todos los lingotes de ese tipo llevan lo mismo:

Por lo que veía el problema de momento no era el mineral, era el Trozo de Mithrilio. Al igual que ocurre con el Pegote de Residuo de Espíritus Ancestrales de la Madera Espiritual, este elemento puede hacerse sólo uno al día. Todos llevan exactamente lo mismo: 50 Lingotes de Mithril, 1 Pegote de Ectoplasma y 10 Reactivos Termocatalíticos (creo que el Maestro asura Klunn ha subcontratado al menos a tres nuevos asuras que se hacen llamar como él para recaudar platas con material… Doy fe que la cara de ese asura es distinto)

Lo bueno, es que ya había hecho un Lingote de acero de Deldrimor porque tenía acumulado un Trozo de Mithrilio, así que con el nuevo hecho a día de hoy… solo quedaría hacer uno más. Tarea distinta era de nuevo las Tablas de Madera Espiritual. Diez nuevas en esta ocasión en total.

Los días pasan, y con ella la madera a talar. Dos días más para terminar los Lingotes de Acero de Deldrimor… diez para acabar las Tablas de Madera Espiritual… y con el paso de los días (y tras talar en total 13.056 troncos en Tyria: 9.806 troncos sólo para la Rama de Bosque del Cuervo y 3.250 sólo más para transformar ésta en la que será el Báculo del Cuervo Ascendido. Troncos para objetos creados hasta ahora sin contar, conste), llegó por fin Hugin, el cuervo familiar avisando de que todo estaba listo, motivo por el cual viajé de Hoelbrak a Arco de León para reunirme en el banco de Artificiera de Lina Chapurosada.

– Lo próximo que llevarás por fin será un Báculo Ascendido.- dijo con sonrisa de suficiencia. Estaba claro que iba a reciclar mi báculo hecho hacia días. No sé como sería el siguiente pero de verdad, que este me estaba encantando.- Te dije que no te encariñaras con él…

– Es difícil cuando me paso el día buscando madera por todos lados, ¿no te parece?

– Bueno, pues ahora podrás hacer lo mismo pero con un Báculo Ascendido

– ¿Será como este? – Lina me miró esperando que aquella fuera una pregunta retórica.

– ¿Cómo voy a saberlo? ¡Nunca he fabricado un objeto Ascendido!

Con todo el material creado, tras entregarle mi báculo y cogiendo de nuevo un Kit de reciclaje del León Negro… los huesos volvieron a crujirme cuando lo recicló delante de mis narices.

– Bien, ya estamos listos:  (1) Esencia del Espíritu Salvaje (2) El Espíritu del Báculo de Bosque del Cuervo, (3) Estatua del Cuervo (4) Herramientas de grabado de runas.

Y al unirlo todo… ahí estaba… Mi Báculo del Cuervo.

Y sí, lo admito: este aún es más bonito. Al usarlo se ilumina… (y supuestamente, mas cercano al Arma Legendaria).

Fin (por fin) del Volumen III

Nunca Más Volumen III: Báculo de Bosque del Cuervo (2da Parte)

Primera Parte

No podía mirar otra cosa… mi PRECIOSISIMO Palo_Poe 2do Edición.

Lina tuvo que darme una patada (a la altura de un gemelo, sea dicho de paso) para que volviera a la realidad.

– Hay mucho que hacer… ¡Estoy lista para convertir ese palitroque nuevo en un Arma Ascendida.

Y a quien le importa eso: ¡Mi Báculo ahora es perfecto! Le acababa de elegir la mejor opción para hacer que cualquiera que se acercara a mi, acabara chamuscado por fuego… achicharrado por hielo, electrocutado por aire y con hemorragias graves gracias al elemento de tierra.

– Treinta y Cuatro nuevos objetos…

– Eing… – Aquello me sacó de mi maravilloso pensamiento.

– De los 34 objetos tu nuevo báculo (creado por mi ejem) forma parte de la lista, pero necesito aún treinta y tres más.

 

Que Asura más aguafiestas…

Lo primero: Conseguir el Volumen III de esta colección. Eso sería fácil. Ya sabemos quien posee los volúmenes, el Maestro Artesano Hobbs. Y ya que iba, Lina me pidió que le consiguiera la receta de los dos únicos objetos que debía fabricar para mí de esta lista, el resto… era cuestión de buscarlos por toda Tyria.

Tras acercarme al lugar en el que el Gran Maestro Hobbs atiende a los que le preguntan, adquirí a cambio de esquirlas y mucho karma tres objetos: El Volumen III, la Receta para Catalejo Sutil, y la Receta para la Unidad de Contención de Espíritus.

Lina tardó unos segundos en aprender las dos nuevas recetas:

En el caso del Catalejo Sutil, el material estaba prácticamente hecho: 10 Lingotes de Oricalco, 2 Láminas de Ambrita, 2 Pegotes de Ectoplasma y 50 Montones de polvo de hematites. En el caso del segundo, la cosa era distinta: el Pegote de Materia Oscura sí tenía (se consigue usando reciclaje en objetos exóticos), las 5 Matrices Estabilizadoras, opté por el Bazar del Comercio del León Negro y tirar de monedero… Y en cuanto a las 3 Tablas de Madera Espiritual, de nuevo un elfo me adelantó el trabajo (que tendré que fabricar ahora para él con calma, una al día, no da la cosa para más con el condenado pegote) El caso es que gracias a ese empujón… Eran cuatro objetos menos de la lista.

– Bien, ahora ya es cosa tuya.- dijo Lina.- Toma estos dos objetos, guárdalos contigo allá donde vayas y busca cuervos por toda Tyria. Cuando localices uno, usa el Catalejo Sutil, al activarlo atrapará su esencia en la Unidad de Contención, y su espíritu quedará dentro.

– ¿Y ya está?

– Seguiré haciendo un pegote por día, y mandaré 3 Tablas Espirituales con Cuervo mensajero a los Aldesaar. Después seguiré fabricando, nunca se sabe. Además… la lista es larga. Mucho por hacer para conseguir el Cofre del Espíritu Salvaje de esta colección.

Buscar cosas… ¡Soy Feliz! Y además cuervos… De momento tomé la lista y me preparé para hacer ruta.

La lista era tremendamente larga, y por lo que veía a primera vista, con la necesidad de acceder a Fractales de la Niebla para tres de los cuervos que pedían, y tener que cruzar a Corazón de Maguuma para otro tanto. Por desgracia con tanta dedicación a la futura Legendaria casi ni había pisado la zona, era le momento perfecto para visitar estos nuevos lugares. Intentaría primero conseguir los de la Tyria que conocía. Releí un par de veces más la lista. Además del nombre del espíritu del cuervo, la lista incluía una pista del lugar por si el título no lo dejaba claro. Por lo que había leído hasta ahora la mayoría me sonaba muchísimo sin necesidad de pista.

Allá vamos Espíritu del Cuervo… Guíame:

Persigue al espíritu a través de la colina. Colinas hay muchas en Tyria… Para no arriesgar usé la pista. Cerca del cofre del tesoro de las profundidades de la Colina del Chamán, en las Colinas de Caminante. Mi tierra… regresaba a casa. Conocía al dedillo el lugar que describía el cuervo a localizar. He pasado millones de veces por allí, y precisamente ese lugar fue donde realicé mi primera prueba de salto dedicado a mi familia: los Ravendeath. Debía ir hasta Colinas del Caminante, al punto de ruta más cercano a la Colina del Chamán, y realizar la prueba de salto y enfrentarme a los Espíritus Salvajes: Cuervo, Osa, Lobo y Leopardo de las Nieves. Al cruzar el umbral allí estaba el cofre de la prueba y mi primer cuervo.

Espíritu del Cuervo en Colinas del Chamán, Colinas del Caminante, Montañas Picoescalofriantes

Persigue al espíritu del Albergue. De nuevo hay varios albergues en Tyria. La mayoría de los hogares Norn llevan ese nombre. En el mismo Holbreak, existe un Gran Albergue. Tendría que utilizar la pista. Cuervo detrás del Albergue de la Lechuza, en los Cúmulos de Guaridanieve. Ahora sé a qué Albergue se refiere. Sólo hay un Albergue dedicado al Antiguo Espíritu de la Lechuza, en Cúmulos de Guaridanieve (hay otro en Hoelbrak, y otro en el Paso de Lornar). Es más, la zona se llama casi igual. Matadero de la Lechuza y es un antiguo Albergue dedicado a este espíritu, hoy abandonado. Tras dirigirme allí y echar a los Hijos de Svanir que se habían hecho con el lugar, localicé al preciado cuervo detrás del edificio, tal y como se indicaba en la pista.

Espíritu del Cuervo en Matadero de Lechuza en Cúmulos de Guaridanieve, Montañas Picoescalofriantes

Persigue al espíritu al otro lado de las Lágrimas. Vale, aquí no me hacía falta pista ninguna. Recordaba un lugar en Tyria con ese nombre. Bueno, realmente no aparece con ese nombre, sólo sabes que estás en él si localizas el lugar. Viajé a Bosque de Caledón al teletransporte sur del Pantano de Wychmier. Al viajar hacia el sur, alcancé un pequeño lago y una aldea de hyleck hostiles. Tras acabar con ellos, localicé una piedra del suelo y la lancé contra un enorme escudo en una de las puertas de madera del final de la aldea… allí se abrió mi puerta. El camino que me quedaba no era nada fácil. Tenía que sortear a un montón de Hylek dispuestos a envenenarme en mi camino. Al llegar al final del pequeño laberinto… allí estaba. Una enorme roca con las llamadas Lágrimas de Itlaocol en el suelo.

Puzzle Lágrimas de Itlaocol, Bosque de Caledon, Jungla de Maguuma

Tras quitar todas las lágrimas de las rocas del suelo, sabia que tenía que colocar en dos fases las piedras según se veían en la cara de Itlaocol. En cuatro ocasiones tras acabar escuché un pequeño derrumbamiento, y con el último, se abrió la puerta. Al otro lado, mi cofre… y mi cuervo. Usando el dispositivo como me indicó Lina, recogí su espíritu.

Espíritu de Cuervo en Lágrimas de Itlaocol, Bosque de Caledón, Jungla de Maguuma

Persigue al espíritu a través de las Edades. Sólo hay un lugar así en toda Tyria: El antiguo Templo de las Edades. Tras viajar a el Valle de la Reina en Kryta, fui al llamado Pantano Perdido de los Dioses. Tras acercarme a los restos derrumbados del templo, sólo vi al fantasma que guarda el lugar. Pensé que quizás el cuervo estaría junto a alguna de las estatuas bajo el lago, pero me pareció una idea absurda, es un cuervo, no un pez… Sólo me quedaba otra opción… En este lugar el Behemot hace aparición cada cierto tiempo, quizás fuera necesario vencerlo. Así que, esperé hasta que aquella terrible sombra hizo aparición, se la venció y tras aquello volví al templo derruido… Y allí estaba el cuervo esperando que atrapara su espíritu.

Antiguo Templo de las Edades en el Pantano de los Dioses, Valle de la Reina, Kryta.

Persigue al espíritu a través del reactor. Tras lo ocurrido con el anterior cuervo, casi imaginé este. Reactores hay muchos pero importantes en Tyria uno, el Reactor Taumanova de la Provincia de Métrica. Me desplacé hasta el Altiplano Muridano y accedí al reactor. Allí en la sala principal, no había ningún ave, pero… quizás debía ocurrir lo mismo. Esperar a la salida del Elemental de Fuego que ataca la zona. Así que esperé, y tras acabar con él… mi cuervo hizo aparición.

Cuervo en el Reactor Taumanova, Provincia de Métrica, Jungla de Maguuma

Persigue al espíritu del asentamiento. Por desgracia iba a tener que tirar de pista, asentamientos en Tyria hay montones y repartidos por muchas zonas. Cuervo en el cementerio del Asentamiento de Ascalon, en los Campos de Guendarran, de noche. Tenía una localización, y una condición… debía ser de noche. El lugar lo conocía perfectamente. El Asentamiento de Ascalon está más o menos en el centro de la región de Campos de Guendarran. Al viajar allí aún era de día. El asentamiento es bastante grande, ¿dónde aparecería el cuervo? Entre los Norn es sabido que el Cuervo es el Espíritu Salvaje que acompaña a los muertos a su viaje a la Niebla… No perdía nada por probar, recordaba que el asentamiento tiene un cementerio bastante bien cuidado. Al llegar, opté por leer algunas lápidas de héroes, encender algunas velas, ver aparecer algún que otro espíritu, hasta que cayó la noche. Y entonces efectivamente, al final del cementerio apareció mi cuervo.

Cementerio del Asentamiento de Ascalon, Campos de Guendarran, Kryta

Persigue al espíritu del monumento. No daba mucha información, y monumentos hay muchos, tuve que tirar de pista: Cuervo en el Monumento del Campo de los Caídos, en Arco de León. La Ciudad Portuaria de Arco de León ha sufrido muchos cambios con el tiempo, pero recordaba perfectamente con la última recuperación de la ciudad, como se había levantado un monumento en el mismo lugar en el que durante los ataques de Scarlet se levantó también un pequeño lugar improvisado con los caídos. El lugar con la reconstrucción se decidió mantener. Tras desplazarme hasta La Terraza de la Grulla Blanca me acerqué al enorme monumento de dos plantas. Tras revisar por arriba, bajé a la placa de Mariner y los restos de la estatua de su fundador… y allí estaba el cuervo.

Monumento a los Caídos, Arco de León, Kryta

Persigue al espíritu de Piedras. Tendré que tirar de pista con tan poca información. Cuervo de las profundidades de las Piedras de Decimus de las Llanuras de Ashford. Ahora sí… Sólo hay un sitio con ese nombre precisamente en las Llanuras de Ashford, las Piedras de Decimus, al suroeste. La zona son una ruinas donde los fantasmas de Ascalon campan a sus anchas, accediendo al interior de las ruinas apareció mi cuervo.

Piedras de Decimus, Llanuras de Ashford, Ascalon

Persigue al espíritu de Corazón. Incluso hay una región entera con ese nombre… habrá que tirar de la pista. Cerca del Corazón del Fuego Enemigo, en las Llanuras de Ashford. Sólo hay un sitio llamado así en todas las Llanuras de Ashford, el lugar donde los humanos lanzaron su ataque contra los Charr. Al norte de las Ruinas de Ascalon hay un lugar con ese nombre donde de nuevo los fantasmas están atrapados en el tiempo. Allí a la vista de todos estaba mi cuervo.

Corazón de Fuego Enemigo, Llanuras de Ashford, Ascalon

Persigue al espíritu de la abadía. Hay varias abadías en Tyria, tendría que concretarme cual de ellas. En las profundidades de las ruinas de la Abadía de Ashford, en las llanuras de Ashford. Ahora sí tenía claro dónde debía ir, justo al norte de El Foro de Ashford, es donde se localiza una de las Abadías de Tyria. Tras acceder a la zona, y tener que librarme de los fantasmas, localicé a mi cuervo al final de ésta.

Abadía de Ashford, Llanuras de Ashford, Ascalon

Persigue al espíritu a través del Lamento. Conocía un lugar en Tyria con ese nombre, y seguía estando en Las Llanuras de Ashford, Lamento del Humano. Una vez en el teletransporte más cercano busqué por la zona. Fuera no aparecía así que opté por mirar dentro de la cueva repleta de trolls que hay en ese mismo lugar, y justo al final de la zona, localicé a mi cuervo.

Cueva Lamento del Humano, Llanuras de Ashford, Ascalon

Persigue al espíritu del muro. No iba a necesitar mucha pista, Muro sólo hay uno, aunque cierto que es muy amplio y ocupa varias regiones. Aún así opté por mirar primero en los restos de la muralla caída del antiguo Muro Norte, llamado ahora Muro Quebrado en Meseta de Diessa. Tras hacer el recorrido por abajo divisé al guardian en lo alto, y opté por hacer el camino por todo el muro hasta llegar allí. Y según llegaba pude ver que había acertado con mi corazonada.

Muro Quebrado, Meseta Diessa, Ascalon

Persigue al espíritu a través de la Abadía. Dado que ya había visitado y recogido un cuervo en una abadía, la segunda que conocía no estaba muy lejos. Justo en esta misma región. Opté por probar antes de mirar pista. Al este de Meseta Diessa en Ascalon, existe aun en pie las ruinas de una antigua abadía al noroeste, justo en la zona conocida como Camino del Sagrario, llamada Abadía Holtimm. Al llegar, sólo con asomarme pude comprobar que estaba repleta de fantasmas de Ascalon… y en medio, me esperaba mi cuervo.

Abadía de Holtimm, Meseta Diessa, Ascalon

Persigue al espíritu del acueducto. Creo que tampoco iba a necesitar pista esta vez. Lo del acueducto lo aclaraba todo. En esta región también, hay unas ruinas de un fructífero lugar antes de la Desolación Charr hace más de doscientos cincuenta años, llamado Juzgado de Grendich. En su día, tenía un acueducto que portaba agua a toda Ascalon. Hoy, sólo son ruinas. El lugar es hoy conocido como El Brezal Destruido, y los fantasmas de Ascalon lo defienden con uñas y dientes. Los muros están caidos, hay un pequeño cementerio y una alta torre que defienden también. Si suponía bien, debia localizar la entrada al pozo, más o menos en el centro. Tras tener que sortear y acabar con algunos fantasmas localicé la entrada del pozo y descendí. Abajo además de agua fresca, y el acueducto, hay bastantes ruinas, y todo un conjunto de légamos y fantasmas guardando el lugar. Tras pasearme por las ruinas, localicé a mi cuervo en lo alto de unas escaleras ocultas.

Bajo el pozo en el acueducto del antiguo Grendich, hoy El Brezal destruido, Meseta Diessa, Ascalon

Persigue al espíritu de las Ruinas. No perdía nada por mirar primero en Meseta Diessa, en las ruinas de Grendich ya que estaba allí. Tras subir a lo más alto, en la zona donde deberían estar los antiguos juzgados, logré hacerme paso entre fantasmas, cañones y catapultas, y en una de las empalizadas medio caídas localicé a mi cuervo.

Ruinas de Grendich, El Brezal Destruido, Meseta Diessa, Ascalon

Persigue al espíritu de la Serenidad. La pista me sobraba… Serenidad es más que suficiente para reconocer el lugar. Con la caída de Ascalon hubo un lugar conocido como Templo de la Serenidad. Tenía que ser allí. Eso sí, había que trasladarse a las ahora conocidas, Estepas Crestafulgurantes. Hoy día, al oeste de la región un puesto de priorato, mi orden, se encuentra en las Llanuras del Desertor estudiando unas ruinas que sin duda tuvieron que ver con aquel lugar. Una vez alcancé el lugar y tras moverme entre los muros derruidos ya de antaño y ahora asolados por la marca del dragón, localicé a mi cuervo bajo una de las estatuas de de dioses.

Llanuras del Desertor, Templo de la Serenidad, Estepas Crestafulgurantes, Ascalon

Persigue al espíritu al otro lado del aislamiento. Solo recordaba un nombre así, Aislamiento del Rebelde, pero había que volver a cambiar de región, a Colinas del Corazón de Fuego. El lugar es bastante escarpado, y además de ese detalle, tienes el problema añadido de que los ladrones y bandidos han tomado la colina. Conseguir llegar hasta arriba es complicado, y más si vas buscando un cuervo. Tras varios giros entre piedras en el pequeño laberinto, localicé un lugar vigilado y junto a un cofre, estaba mi cuervo esperándome.

Asentamiento del Rebelde, Colinas del Corazón de Fuego, Ascalon

Persigue al espíritu de Bria. En esta ocasión la pista también me sobraba. Bria es una bruja humana, y posee una casa en Fronteras de Hierro, al sureste, en una zona llamada Bosque del Demonio. Me acerque hasta allí y justo cuando llegaba vi a varios críos tratando de huir de ella precisamente, dado que los atemoriza tratando de llevárselos. Tras vencerla, mi cuervo apareció en la zona.

Bosque del Demonio, Fronteras de Hierro, Ascalon

Persigue al espíritu de Gwuan. En esta ocasión la pista también me sobraba. Así es como se llama a un valle concreto en Monte Vorágine, el Valle de Gwuan, un poco más al sur del Valle del Bardo. Ese cuervo de fácil iba a tener poco. Todo dependía de donde estuviera, si fuera o dentro del valle, que no es otra cosa que una cueva abierta. Al llegar, un puesto con un Sylvari de nombre Drysdan que suele pedir ayuda para hacer una medicina concreta con una planta que sólo crece en ese valle. Y suele pedir ayuda porque el interior de la cueva está repleta de enemigos de gran nivel, al menos hay 10-12 de ellos. Un suicidio yendo solo. Esperé un rato en la zona, pero dada la hora no iba a tener suerte. Opté por arriesgarme. Tras varios intentos, logré entrar y subir a lo alto de la cascada no sin acabar bastante dañada. Y como suponía, el cuervo hasta ahora más difícil estaba allí. Menos mal que apareció sin tener que llevarme por delante a todos esos enemigos.

Valle de Gwuan, Monte Vorágine, Jungla de Maguuma

Persigue al espíritu del laberinto. Lugares laberínticos hay bastantes, pero que lleven ese nombre y que recordara en ese momento sólo uno. El Laberinto Enredado de Páramos Argentos. Me desplacé hasta allí para ver como llevaba el Pacto los ataques a la zona. Estaban bastante avanzados, asi que tras colaborar en el Bastión Indigo, caer a la Brecha y acabar con las bestias de la zona, después pasé a uno de los pasillos de la Furienrredadera. Sabía que hasta que no se acabara con ella el Laberinto no estaría abierto. Una vez hecho, salté a la zona, esquivé a los Lobos Mordrem usando las flores especiales del suelo y llegué al centro del mismo. Allí estaba el cofre, y mi cuervo.

Laberinto Enredado, Páramos Argentos, Corazón de Maguuma

Persigue al espíritu de la grieta. Esa información no me decía nada, tendría que tirar de pista: Cuervo en las Ruinas de Grieta Trepadora del Umbral Verdeante. Ahora sabía por qué no me sonaba de nada. Umbral Verdeante es la primera zona que uno visita tras acceder a las Corazón de Maguuma, y prácticamente había pisado lo justo en la zona cuando necesité coleccionar los objetos del Volumen I. Era el momento de prepararse para una nueva incursión. Casi seguramente necesitaría mis nuevas habilidades aprendidas y que hasta ahora no había usando en la Tyria que había visitado: el planeo, el uso de corrientes ascendentes y el uso de champiñones reboteadores de momento. Al cruzar a la nueva región desde Páramos Argentos quise avanzar la zona hacia el oeste para localizar el punto que me indicaban primero. La verdad es que no tardé demasiado en localizarlo, estaba cerca del punto de entrada al mapa. Llegar a él sería otra cosa. Grieta Trepadora estaba justo frente a la entrada, pero ruinas no veía ninguna. Opté primero por planear a la zona, que en sí eran ramas y ramas enormes, una vez allí opté por buscar hacia abajo. Si era cosa de ruinas quizás estuvieran en el suelo… y así fue. Tras descender varios tramos localicé una zona con enormes vigas, y dentro había una celda enorme donde posarse. Allí tras moverme por el recinto localicé a mi cuervo.

Persigue al espíritu de los árboles. Tras poder ver toda la zona nueva en la que estaba no localizaba nada con ese nombre, tendría que tirar de pista. Cuervo en los árboles infecciosos, en las Selvas de Morwood del Valle Áurico. Por eso no aparecía, tendría que cruzar de región. La siguiente zona es llamada Valle Áurico, y allí sería donde localizar mi nuevo reto. Por desgracia tardé bastante en descubrir el terreno al completo del lugar y poder ver las zonas mejor para buscar el lugar donde me indicaba la pista, justo al sur. Para colmo, al llegar tenía una enorme barrera vegetal que me impedía el paso. Tras preguntar y ayudar en los lugares donde el Pacto y el Priorato de la zona necesitaba ayuda, por fin me indicaron que la zona quedaría abierta en cuanto se reuniera un grupo de héroes que pudiera acabar con todas las criaturas terribles de la zona. Y así fue. Cuando el grupo estuvo preparado el muro se alzó y pudimos acceder a la zona de las Selvas de Morwood, donde existe una Atalaya de los Exaltados. Tras mirar en varias de las zonas, opté por la más al oeste y localicé una cueva donde varias vainas y varios mordrem custodiaban el lugar. Mi cuervo me esperaba al fondo.

Selvas de Morwood, Valle Áurico, Corazón de Maguuma.

Persigue al espíritu al otro lado de las Máscaras. Cuervo en el Monumento de las Máscaras de Los Caídos, en el Valle Áurico. La pista era necesaria, no conozco suficientemente bien la zona, aunque… todo hay que decirlo, es idílica. Había logrado entrar a la Ciudad de Tarir, justo en el centro de la región y allí fue donde localicé un Monumento creado por los Exaltados para los Caídos. Localizar al cuervo no fue tarea fácil. Tras dejarme el Exaltado acceder a la zona el lugar era un compendio de torres exaltadas, y hongos y champiñones. Traté de moverme de un lado al otro hasta que justo encima de la escalera por la que había accedido localicé a mi cuervo.

Monumento de las Máscaras de los Caídos, Ciudad de Tarir, Valle Áurico, Corazón de Maguuma

Persigue al espíritu a través del descanso. No conocía muy bien la zona, pero recordaba casi de memoria un lugar al que accedí y me arrepentí de inmediato. Jamás había estado allí, pero recordaba historias de mis antepasados que sí habían estado en la zona. Descanso de Balthazar, es un templo oculto entre la maleza de la ahora nueva Corazón de Maguuma en Valle Áurico. Tenía que ser allí donde localizar a mi cuervo. Por desgracia, acceder a esta zona sin ayuda es un suicidio absoluto. Esperé en la puerta hasta conseguir que cuatro héroes de la zona se unieran a mi en la lucha. Tras acceder a la primera antecámara acabamos con facilidad con varios enemigos, el problema estaba al otro lado de aquel muro. Tras usar de nuevo la lengua exaltada que ya conocía, todos en tropel accedimos a la sala y se desató la lucha. Un avatar del mismísimo dios Balthazar espera allí a los incautos. Tras una lucha encarnizada, con además los propios perros de Baltazhar, el mismísimo avatar y el fuego, logramos acabar con él. Y por fin pude mirar la sala, allí  estaba mi cuervo.

Persigue al espíritu entre las líneas ley. Cuervo en la cornisa superior de la Confluencia de las Líneas ley de las Profundidades Enredadas. De nuevo tuve que usar la pista. No tenía idea de qué me hablaba. La pista me dio el camino, debía cruzar a la siguiente región, Profundidades Enredadas. nada más acceder y tras varios intentos de avance supe que ese lugar sería un tremendo laberinto. Entonces descubrí que conocía el uso de los lodazales nuhoch. Eso lo hacia algo más sencillo. Tras usar varios, con las indicaciones que estos tenían encontré un lugar llamado Confluencia de Lineas Ley. Al acceder al lugar repleto de chaks, me revisé la cámara entera. Algo fallaba. Allí abajo no estaba mi cuervo, pero… la cámara era enorme, ¿y si mi ansiado cuervo estaba arriba? Al repasar la pista entendí que quizás no estaba preparada… “entre las líneas ley”. Uno de los dominios que debía conocer es poder usar las líneas ley para moverme por ellas, por desgracia aún era imposible, todavía estaba a medio camino de ese conocimiento.

Entonces pensé que Tyria es un lugar donde hay gente que ayuda a otra gente en un mismo propósito, y pensé que quizás alguien podría ayudarme igual que yo he ayudado a muchas otras. Dada la altura, si mi cuervo estaba arriba del todo… necesitaría a una hipnotizador/a con ese dominio de usar las líneas ley y que pudiera hacerme un portal de subida a la zona. E igual que los Amedali en Umbral Verdeante dicen que la selva proveerá… Tyria proveerá. Está repleta de gente increíble. Un llamamiento de ayuda diciendo claramente que necesitaba un/a héroe/ina hipnotizador/a con el conocimiento de Líneas ley que me hiciera el favor de crearme un portal hasta la localización de un cuervo que podía estar en la parte superior de Confluencias Líneas Ley, en Profundidades Enredadas…. y menos de un minuto después tenía un aviso. Ketnek P:, un/a asura me tendió su ayuda. Me indicó dónde debía esperarla, usó su dominio aprendido y creó su portal para que yo pudiera usarlo. Gracias Ketnek P: por gente como tu, Tyria es aún más grande. Allí estaba, mi cuervo… esperándome en lo alto de un lugar al que jamás hubiera podido llegar si ayuda. Prometo avanzar en mis dominios y mejorarlos hasta el final para que la próxima vez sea yo, quien tienda la mano al que lo necesite en estos propósitos, porque de esa forma Tyria aún es más grande.

Confluencia de Líneas Ley, Profundidades Enredadas, Corazón de Maguuma

Parecía que mi ruta estaba casi llegando a su fin… Según podía leer en los siguientes espíritus de cuervos a buscar debía viajar a Arco de León para usar el portal asura de Fractales de la Niebla, y superar las siguientes pruebas.

Fuerte Marriner en Arco de León y la puerta asura de Fractales de la Niebla era ahora mi objetivo. Por desgracia, había estado lo justo en la Niebla. Sabía como funcionaba el sistema de puertas, una vez las usas, necesitas a cuatro héroes más contigo para superarlas. Eso era fácil, siempre hay gente dispuesta a luchar en esas pruebas. Conseguir caer en el fractal que necesitaba era otra cosa, porque son aleatorios, aún así… no iba a dejarme vencer ahora ¿no?

Persigue al espíritu del despeñadero. Cuervo al final del Fractal del Despeñadero. Tras realizar varios fractales distintos acompañada por otros héroes anónimos… por fin caí en el que necesitaba. Acompañada por cuatro héroes más accedimos a la sala que se conoce como la Sala del Coloso. Es… impresionante. Y eso que no es una sala, es un gigantesca montaña con un enorme Coloso atrapada a ella. Me indicaron que debía de subir y subir… y había que soltar al enorme Coloso atrapado en ese despeñadero. Para eso es necesario usar un martillo especial, uno que daña al héroe que lo lleva, así que había que turnarse. Llevó un tiempo, pero cuando logramos librar al enorme Coloso, tras girarse y agradecernos la ayuda… allí, en lo alto de la estructura apareció mi cuervo. Recordaré este Fractal siempre, sin duda.

Fractal de la Niebla Despeñadero, tras liberar al Coloso, Fractales de la Niebla, Arco de León

Persigue al espíritu del pasado de Ascalon. En la cámara al final del Fractal del campo de batalla Urbano. De nuevo mejoré mi experiencia en otro grupo distinto de fractales hasta caer en este, y cuando entré y me vi convertida en Charr no lo podía creer, y no por que fuera Charr sino … porque estaba en la Antigua (y desaparecida y en ruinas ya) Ciudad de Ascalon El grupo que me acompañaba avanzó hacia la entrada a las murallas de la ciudad, con cientos de humanos defendiéndolas por su vida. Ibamos a formar parte del grupo que asediaría la ciudad antes de la Devastación. Como Norn podría parecerme ajena esta historia, pero mis antepasados como Humanos… la vivieron. Y allí estaba yo, asediando la ciudad. Tras lograr acabar con el enemigo final, por un momento hasta olvidé para que estaba allí. Era un Charr, estaba en Ascalon, acababa de recoger del suelo una preciosa y única Flor de Iris Roja que hoy día.. no existen en Tyria ya. Pero… ¡yo buscaba un cuervo! Tardé un segundo en reaccionar y buscarlo, y lo encontré justo al otro lado de una enorme puerta de la enorme plaza. Allí estaba mi cuervo.

Fractal Campo de Batalla Urbano, Fractales de la Niebla, Arco de León

Persigue al espíritu de Jade. Cerca de los Fractales de Jade, en el Fractal del Océano Sólido. Mi nivel había subido bastante, teniendo en cuenta que era mínimo cuando empecé. Tras preguntar a los héroes que esperaban en el portal asura de Fractales de la Niebla de Arco de León pensé que sería buena idea saber si alguno conocía el fractal que necesitaba para localizar al último cuervo a recoger de este tipo. En cuanto nombre Océano Sólido alguien me indicó que era nivel más alto que el mio… siete niveles por encima de mi aprendizaje. Pero estaba dispuesta a llegar a él, aprendería lo que fuera necesario. Por desgracia, el nivel once y doce había sido complicado. Por alguna razón, las pruebas se hacían más duras por lo que superarlas costaba más, y estaba claro que iba a complicarse más. Entonces me comentaron que a ese nivel también necesitaría proveerme de una infusión para evitar la agonía. Lo que fuera por conseguir aprender y saber más sobre qué retos me esperaban, además estaba viendo sitios nuevos. Y mientras esperaba haciendo preguntas sin parar sobre como ir mejor preparada, como mejorar y qué iba a encontrarme… Tyria de nuevo, proveyó. Un héroe asiduo a Fractales de la Niebla, Enthetian con suficiente infusión de agonía encima como para acabar con cualquier bestia al otro lado, me tendió su ayuda. En un principio me comentó incluso que esperara fuera de Arco de León, que él haría el fractal por mi y podría entrar a recoger el cuervo cuando no hubiera peligro… Pero soy Norn, nunca digo NO a una batalla. Además quería verlo, asi que de nuevo…amablemente me indicó cómo acceder con él y poder mirar, porque ayudar fue literalmente imposible. Pero me explicó cómo debía hacer, así que… pienso volver, lo haré sabiendo exactamente cómo atacar a aquella enorme bestia en un mundo repleto de seres embotellados en Precioso Jade Verde.

De no ser por la ayuda de alguien desinteresando como Enthetian quizás a estas alturas aún estaría intentado conseguir ese cuervo. Asi que… Enthetian, este cuervo lleva tu nombre 🙂

Volvía a casa… Volvía a las Montañas Picoescalofriantes para recoger los dos últimos cuervos de mi búsqueda. Si dejé para el final estos dos fue por una razón concreta, el último de ellos que tuve que mirar la pista dada la poca información que daba, me indicaba que estaba en el Paso de Lornar y que debía localizarlo el último en su última ubicación. Así que por ese detalle preferí no arriesgar y recogerlo al final de mi larga lista, y además… hacerlo en casa. El otro, sólo por el nombre con el que lo describían, sabía que estaría también allí.

Persigue al espíritu de Grenth. El dios humano de los muertos… Los Norn creemos en los Espíritus Salvajes, pero… el Cuervo como espíritu es quien marca el camino a los muertos hacia la Niebla. Hay muchos sitios con estatuas a este dios, sobre todo en la Península de Orr, pero hasta ahora me había movido por zonas de Tyria que no habían sido esa península. Preferí arriesgar. Además, hay un sitio en el Paso de Lornar que es conocido como La Puerta de Grenth. Sencillamente, tenía que intentar allí primero. Así que tras usar teletransporte al Lago del Lamento, bajé un poco hacia el sur, y entré justamente por una puerta en piedra tallada allí. Al otro lado, las Sombras y Aatxes de Grenth me esperaban, y tras acabar con ellas… su estatua… y su cuervo, ahora, mío.

Puerta del Segador, Paso de Lornar, Montañas Picoescalofriantes

Atrapa el espíritu. Tras perseguir al cuervo por toda Tyria, localizar al último en su última ubicación, el Santuario del Pico del Cuervo, en el Paso de Lornar. Su santuario en el Paso de Lornar. Qué mejor sitio que éste donde acabar mi búsqueda… Hay cinco santuarios en Paso del Lornar: a la Osa, a la Lechuza, a la Pantera de las Nieves, al Lobo… y al Cuervo. El que buscaba estaba al sur del Valle del Nentor. Al llegar, como siempre, los cuervos se reúnen junto al santuario perpetuamente encendido. Tras arrodillarme ante el santuario hice mi humilde plegaria: “Majestuoso Cuervo, gracias por honrarme con ésta búsqueda“. Y al dejarme recoger humildemente su esencia, el Cofre de Esencia Salvaje, me fue entregado.

El espíritu del cuervo que fuera físico en cada rincón de Tyria y toda una gran aventura, viajará ahora a Arco de León, Lina me espera para abrir este nuevo cofre y finalizar con él, este Volumen III.

Nunca Más Volumen III: Báculo de Bosque del Cuervo (1ra Parte)

Por fin corre emoción en mis venas Norn… Es más… a veces veo cuervos. Lina por su parte prefiere abrir el cajón recibido para ver qué contiene inmediatamente: Dos objetos… Una Receta (Báculo de Bosque del Cuervo) y un Manual (Técnicas de fabricación del Báculo de Runas).

Lina repasó ambos objetos y sonrió abiertamente, todos los ensayos realizados hasta ahora le habían dado ya la capacidad de aprender estas nuevas recetas, así que sin pensárselo dos veces se preparó para apuntarme en una lista lo que iba a necesitar.

– Estamos a punto de crear el Báculo de Bosque del Cuervo… Bueno… cambiarte esa Rama de Bosque del Cuervo por un báculo de verdad.

– ¡Eh! ¡Mi Rama me gusta!

– Yo no me encariñaría con ella…- que mal sonaba eso.- De momento necesito cuatro objetos nuevos para poder crear el báculo, tengo ya uno las Técnicas de fabricación del báculo con runas, (iba incluido en el baúl que acabamos de abrir), los otros dos son los que he de crear con estas manitas, y tu material claro.

– Eso es bueno, supongo…

– Lo es. Ahora necesito (1) Piedra imán prismática, (2) Tarro de abrillantador luminiscente y (3) Espíritu de la Rama de Bosque del Cuervo.

– ¿Sólo has de fabricar dos? ¿Y el que falta? – Lina ignoró por completo mi pregunta.

– ¿Conoces a una buena Artesana Cazadora?

– Es posible… – dije mirándola de reojo.- ¿Por qué?

– Yo puedo ocuparme de la Piedra Imán Prismática y del Espíritu de la Rama del Bosque del Cuervo, pero el tarro de abrillantador luminiscente será mejor dejarlo en manos de una Maestra Cazadora

Bueno… Estaba claro que Lina tenía controlado lo de la (1) Piedra Imán Prismática, para ella iba a necesitar: Una Piedra Imán Glacial, una Piedra Imán Fundida, una Piedra Imán Ónica y una Piedra Imán Cargada. Según podía ver todo ese material lo tenía para poder prepararlo gracias a las reservas de material artesanal.

En cuanto al (2) Tarro de abrillantador luminiscente, la cosa cambiaba un poco. Iba a necesitar: 250 Montones de Polvo de Hematites, una Gema Amalgamada, 10 Reactivos Termocatalíticos (Klunn sigue ganando pasta con eso, vaya) y 10 Aceites de Mantenimiento Maestro.

– Habla con ese contacto para la Gema Amalgamada y los 10 Aceites de Mantenimiento Maestro… – Y sin más su cerebro asura se puso a hablar para sí misma.

Conocía a una cazadora… Los Ravendeath y los Ságana nos conocemos desde hace muchos años. Su familia y mi familia recorrieron Tyria hace más de doscientos cincuenta años, así que no dudé un segundo en ponerme en contacto con Veya Ságana, la que fuera nieta de Tremayner Ságana que un día recorriera Tyria con mi abuela: Nereida Ravendeath. En cuanto le comenté que necesitaba fabricar Aceites de Mantenimiento Maestro no lo dudó ni un segundo… Aunque no era aún Maestra Cazadora, aseguró poder preparar lo que necesitaba:

Amablemente, coincidimos en viajar ambas a Tierras Fronterizas de Bahia Baruch, y nos encontramos en el banco de artesanía de cazador, su artesanía. Allí fue donde me comentó que eligió aquella artesanía que nada tenía que ver con su profesión, guerrera, porque su abuelo además de guerrero fue guardabosques, por lo que era una forma de honrarle, además de portando el nombre que llevaba su fiel mascota. Allí me explicó que todos los aceites de mantenimiento se preparan de la misma forma: con 3 Montones de Polvo Cristalino, y 20 Jarras de Agua (que se comprar al maestro artesano de la artesanía por un montón de monedas de cobre) Un detalle… con esas cantidades se consiguen CINCO Aceites de Mantenimiento. En unos pocos minutos, Veya me estregaba en mano el material necesario.

Mientras le daba vueltas a la fabricación de la Gema Amalgamada que Lina iba a necesitar, justo al comentarle a Veya lo de la extraña gema que ahora necesitaba, ella misma me dio la solución. Curiosamente al igual que los Ravendeath, los Ságana y los Aldesaar también nos conocemos de antaño. Y Veya me comentó que hacía poco, Anira Aldesaar, hermana de Dastan Aldesaar, había hecho ese misma gema para su nuevo foco… Me aseguró que volviera a Hoelbrak que ella se encargaría de fabricarme el objeto y enviármelo vía mensajero alado. Así lo hice, y sólo unas horas después recibía de nuevo a mi cuervo Hugin con una larga nota donde me explicaba que tras ponerse en contacto con Anira Aldesaar, Veya supo lo que tenía que hacer.

Había varias formas de conseguir una de esas Gemas Amalgamadas, la más fácil consistía en usar Órbes de Berilio, y que sólo había tenido que usar la Forja Mística: Con 9 Orbes de Berilio, y 1 Montón de Polvo Cristalino. Tras dividir en tres montoncitos de 3 orbes cada uno, Veya usó la Forja como le indicó Anira y…

 

¡Listo! la codiciada Gema Amalgamada y los 10 Aceites de Mantenimiento Maestro para Lina.

En cuanto viajé a Arco de León para entregarle a Lina el material, la asura Artificiera repasó la lista de objetos. Sólo quedaba uno… El Espíritu de la Rama de Bosque del Cuervo, del cual sea dicho de paso no me había comentado como conseguir asegurando que podía hacerlo ella misma. ¿Pero… y el material? Colocó sobre el banco todo salvo este objeto que aún no teníamos y cuando me disponía a preguntar que tenía que talar, me miró fijamente interrumpiéndome la pregunta que quedó en el aire:

– Entrégame tu Rama de Bosque del Cuervo. He de reciclarla.

– ¡¡¡¿Cómo??!!! ¡Estás loca! ¡Has perdido la cabeza! ¡¡Ni de broma!!- la grité sujetando mi preciado primer Pre-Pre-Palo_Poe como si en ello me fuera la vida.

– Tu misma… ¿quieres el Báculo… o quieres la Rama?

– Pero… Me gusta… Es simple… es…

– Un palo… ¿Quieres un Báculo de Bosque del Cuervo pre-pre_ Palo Poe … uno nuevo que estará más cerca de ser el Legendario y que podré construir con el siguiente volumen? Pues tengo que romper ese palitroque. Dentro está el espíritu que necesito. De esa forma llevaras un Báculo nuevo…

Mi preciada y preciosa Rama de Bosque del Cuervo, que me había acompañado talando madera por toda Tyria hasta ahora… La miré con tristeza por última vez. Tras entregarle el palo… recogió del banco un Kit de Reciclaje del León Negro (para asegurarse de que saldría bien usando uno bueno y no uno cualquiera más barato, además de recuperar con ello los sellos del arma que hasta ahora me había acompañado) Me miró, miró el precioso primer Palo_Poe que tanto esfuerzo me había costado conseguir… ¡Y lo recicló!

Juro que sentí que me arrancaban las uñas de manos y pies con tenazas… pero ahí estaba, como dijo… El Espíritu de Rama del Bosque. Tras unir todos los objetos: (1) Piedra imán prismática, (2) Tarro de abrillantador luminiscente y (3) Espíritu de la Rama de Bosque del Cuervo, junto a la Técnica de Fabricación de Báculo de Runas… Obtuvo el preciado nuevo objeto:

Báculo de Bosque del Cuervo

Aún con un dolor espiritual horrible por lo que acaba de hacer me entregó el Báculo.

– Tuyo es… Estamos preparadas para el siguiente paso.

Miré aquella preciosidad… ¡Porque ES precioso! Un maravilloso, fantástico y perfecto Palo_Poe de segundo nivel… que esta vez… ¡Sí! ¡Tiene el espíritu de mi familia: El Cuervo!

Estoy segura de que mi abuela, Nereida Ravendeath, se sentiría orgullosa.