Forjando Leyendas: Más allá de la muerte

Nota: Todo el contenido de esta entrada forma parte de la Historia Viviente de la Expansión Path Of Fire, si aún no sabes qué va a pasar, todo ello podría spoilearte.

La antigua Dunas de la Desesperación me espera. Hoy el lugar es conocido como Aguja de la Cala Somera. Debería de poder alcanzar la zona y localizar allí al resto dado que es el punto de encuentro.

Me reúno con el grupo en la zona. Al llegar descubrimos que el lugar está completamente tomado por Forjados. Es inevitable, Balthazar nos ha alcanzado.

Logramos subir a lo alto de la Aguja de la Cala Somera. Al llegar allí el dios de la guerra parece esperarme. Sin cuartel ninguno, y cansado de nuestros encuentros, lanza su ataque.

Intento convencerle de que lo que hace es un error, no parece importarle. Siendo así, tendrá que morir. Esquivar y evitar su daño no es fácil, pero nada va a detenerme.  En dos ocasiones logra herirme gravemente. Cuando su energía parece a punto de agotarse, y recibo la segunda vez una herida grave el dios en un último intento de lucha lanza su espada contra mi. Allí estoy, ante el dios de la guerra, puede matarme… podría si quisiera pero no lo hace. ¿A qué está esperando?

Balthazar en la Aguja de Cala Somera, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Desde el suelo y dispuesta a levantarme una vez más para intentar un nuevo ataque desesperado contra él, veo algo volar hacia allí. No puedo creer lo que veo. Ahora entiendo por qué Balthazar no a acabado conmigo. ¡Todo es una maldita trampa! ¡Es Aurene!

De alguna manera está allí. De alguna forma ha conseguido volar hasta mi. De alguna forma sabe que necesito ayuda y la dragona no está dispuesta a perder a su campeona. ¡Por eso Balthazar no ha acabado conmigo! ¡La ha atraído hasta aquí!

Aurene se lanza contra Balthazar y usa su poder contra él. El dios parece en un principio cogido por sorpresa pero se defiende. Atrapa a la dragona que también se defiende. ¡No! ¡Aurene no puede morir! ¡Yo soy su campeona! Balthazar mantiene sujeta a la dragona mientras vuelve su arma contra mi. Tiene atrapada a la dragona, yo ya no soy útil para él tiene lo que quiere.

La oscuridad… lo envuelve todo.

Lo ocurrido después podría resumirse en dos sencillas palabras: He muerto.

Ahora entiendo lo ocurrido pero mi llegada a el Dominio de los Perdidos, una zona de la Niebla donde todo el que llega tras una muerte inesperada ha de encontrar su camino, no fue para nada alentadora. No recordaba absolutamente nada de mi. Ni quién era, ni por qué estaba allí. Aquel lugar es simplemente una parada para los espíritus perdidos que han de buscar su camino hacia el Inframundo para así recibir su recompensa final.

Fue allí donde el fantasma de Ninah me encontró. La expliqué que no entendía que estaba pasando, y fue ella quien me indicó que había muerto y que debía de buscar mi camino hacia el Inframundo. pero que antes debía averiguar quién era y cuál había sido mi propósito.

Dominio de los Perdidos, La Niebla

Busqué en la zona, lo primero que localicé fue mi arma: Bo. En ese momento supe que era capaz de usar ese arma que fuera herencia de mis antepasados, así que debía de ser algún tipo de guerrero. Al tocar mi arma lo supe, ladrona era mi profesión. Y aquel báculo, las dagas y mi arco corto eran mis armas. Y tenía un propósito importantísimo, yo no podía estar allí. No podía haber muerto. Necesitaba recordar mi propósito porque sabía que era importante. Ninah me dice que ha de llevarme ante El Juez.

Avanzamos por la zona de nueva hasta encontrar una extraña cárcel. Allí alguien estaba encerrado y me pidió ayuda: Decía ser el Rey Palawa Joko y que me conocía. Tras indicarle que no le recordaba comenzó a llamarme mentirosa. Aseguró que sí le conocía, que todo aquel que respiraba debía saber quién era. Porque él era Joko el Inevitable. El último rey primigenio. Joko el Inmoral. El Azote de Vabbi.

Con Ninah y Palawa Joko en el Dominio de los Perdidos, La Niebla

En aquel momento era totalmente cierto que no me sonaba absolutamente de nada. Necesitaba encontrar mi verdadero propósito. Ninah me acompaña pues ante El Juez que es el encargado de aquel lugar y quien da paso a aquellos que han muerto a Inframundo. Tengo que verle, sí… pero para convencerle de que ese no es mi lugar aún.

Ante El Juez en el Dominio de los Perdidos, La Niebla

El Juez me explica junto a Ninah que he tenido una muerte traumática motivo por el cual estoy en este lugar primero. Le pido a El Juez que necesito saber mi propósito porque es realmente importante. Este me indica que lo persiga. Un cuervo blanco hace aparición en la zona, y Ninah me comenta que es momento de seguirlo.

Y entonces, mi vida, mi leyenda, comenzó a aparecer ante mí al seguir al cuervo blanco. Logan Thackeray y la Reina Jennah me llaman heroína, y me convocan a unir a las órdenes para acabar con el dragón Zhaitan. Trahearne, me explica que con el despertar del dragón Zhaitan encontró una nación completa muerta en Orr y la reclamó para sí. Tras aquello la lucha su campeón en La Isla de Garra y la presencia del líder de la Orden de la Vigila, mi orden: Forgal Kernsson. Él cayó allí y tuvimos que enfrentarnos a Zhaitan entre todos, siendo Trahearne quién tomó el control de la situación como Mariscal. El Árbol Pálido nos mostró el camino a seguir en ese momento.

Siguiendo el Propósito, Dominio de los Perdidos, La Niebla

Y acabamos con Zhaitan. Allí fui nombrada Comandante. Pero aquello no fue todo. Ante su muerte Ceara aseguró ver el abismo, vio poder en sus estudios. Y aquello la hizo perder el control. Scarlett Briar. Sus ataques a Tyria, sus caballeros mecánicos. Su lucha por localizar el centro de Líneas Ley. Su ataque a Arco de León y la destrucción con ello del puerto de Tyria. El despertar de Mordremoth. Nuestra búsqueda por conseguir acabar primero con Scarlett, luego con el Dragón Anciano que trata de hacerse con el control de los Sylvari. El Maestro de Paz que nos puso en el camino del Legado de Glint. La caída de las naves de El Pacto en Maguuma. Nuestra búsqueda para acabar con él. El sacrificio de Trahearne para acabar definitivamente con Mordremoth. El nacimiento de Aurene. El engaño de LázaroBalthazar.

¡Ese es mi propósito! Debo detener al dios de la guerra. Tyria está en peligro. Ahora lo recuerdo todo.

De nuevo ante El Juez y ante mi explicación me dice que tengo dos opciones, seguir mi camino hacia el Inframundo alzándome como héroes de Tyria o dada mi misión, luchar contra el ser que ha absorbido aquí mi recuerdo, y ahora posee mi forma corpórea alimentándose de ella hasta que pase al otro lado.

No tengo opciones. No voy a rendirme. Tyria depende de mi lucha.

Tras una ardua lucha contra aquel ser, logro vencerle. El Juez asegura que soy digna de regresar a Tyria y acabar con mi propósito. Abre un portal para mi al otro lado de la zona. Corro hacía allí y paso delante de nuevo de la cárcel de Palawa Joko al que ahora sí recuerdo perfectamente. Mis antepasados también lo vieron, en aquel entonces como un fantasma siendo el señor de la Desolación y permitiendo el paso de aquellos que llegaban allí.

Me pide que le libere. Que Balthazar le engañó. Que tiene un ejército listo para vengarse del señor de la guerra. Me asegura que sin él no tengo opciones. Que él tiene un ejército que pondrá a mis órdenes si le libero del lugar en el que Balthazar le ha encerrado. Es cierto, necesito un ejército, pero no necesito otro problema añadido: un dictador en Elona, mi tierra. Asegura que sus Despertados son leales, que nunca me obedecieran. Me temo que eso ya no es así, ahora ya no obedecen al rey Joko. Obedecen al Creciente Acerado, lo he visto… lo recuerdo.

Es momento de volver a acabar lo que hemos empezado.

Tras cruzar el portal, tras unos segundos veo a Rytlock, a Kasmeer y a Canach. Sorprendidos aseguran que estaba muerta. No entienden como he regresado de entre los muertos.

Tendré que explicarles. Pero hay que moverse. No podemos quedarnos aquí. Hemos de conseguir el apoyo de las hordas momificadas de Joko. Y hay que hacerlo rápido, Balthazar tiene a Aurene. El propósito del Legado de Glint, es mantener el equilibrio mágico en Tyria sustituyendo Dragones Ancianos por seres tan poderosos como ellos pero no peligrosos: Como Vlast, como Aurene. Por eso Balthazar dio caza a Vlast, la sangre de Kralkatorrik es lo único a lo que es vulnerable por lo que Aurene, que lleva también su sangre, es un arma contra el propio Kralkatorrik. Y está en su poder. Hemos de rescatarla e impedir que el dios lo use contra el dragón anciano.

No he vuelto de entre los muertos para ver como Tyria cae. Eso nunca.

De momento buscaremos a Kito, es quien conoce muy bien a los Despertados, y podremos trazar un plan para controlar de alguna manera al ejército de Joko.

 

Anuncios

La Ribera del Elon: El Desierto cobra Vida

NOTA: La información de esta entrada se ampliará según se descubran lugares y zonas nuevas mientras Hiram de Tyria y su mascota Scar, continúan su exploración. Toda esta zona pertenece a Path Of Fire.

Estatua de la Victoria de Palawa Joko, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

La zona llamada hoy La Ribera del Elon es toda una modificación del Desierto de Cristal debido al desvío del río Elon hace más de cien años por parte de Palawo Joko. Hace doscientos cincuenta años, toda esta tierra era parte del Desierto de Cristal, pero con el alzamiento de Palawa Joko, y queriendo conquistar de nuevo sin arriesgar de nuevo con una guerra, esta vez optó por la estrategia en vez de la fuerza, desviando el río Elon hacia el norte.

Tras estos acontecimientos se perdió el contacto con estas tierras, así que lo que vemos ahora en La Ribera del Elon es la transformación de aquel entonces árido desierto en lo que es ahora.

Roca del Augurio es uno de los tres lugares más destacados de esta zona. El lugar existió en la antigüedad como una ciudad a la que los héroes llegaban buscando la ascensión. Hoy queda un conjunto de rocas protegidas por fantasmas, mientras que entre esta ubicación y la montaña donde está la Sala de la Ascensión permanece el transportador que en la antigüedad se podía hacer funcionar para llegar a la sala y enfrentarte a las pruebas de la tan ansiada Ascensión. Gracias a esta prueba, que formó parte en la antigüedad de las Profecías del Buscador de la Llama, la armadura de aquellos héroes quedó imbuida para poder soportar la lucha contra los Mursaat, que liderados por El Liche, trataban de abrir un portal en el Anillo de Fuego para traer de vuelta al dios Abaddon, desterrado allí maldito,  por el resto de los dioses.

El este de esta zona está tomada por la marca de Kralkatorrik a día de hoy, la cual llega incluso a tocar Roca del Augurio siendo llamadas ahora Tierras Baldías de Ustulate.

Roca del Augurio y teletrasportador, Bahía del Elon, Desierto de Cristal

Dos son los campamentos que rodean Roca del Augurio y en donde hay asentamientos, al lado de Dunas Celestes. Mas al oeste de esta zona, las arenas del desierto se han convertido en arenas movedizas. El lugar mas grande de este tipo de arena es el llamado Lodazal.

Lodazal, Bahia del Elon, Desierto de Cristal

A partir del Lodazal y hacia el sur comienza el cambio absoluto de desierto a vergel de agua, dado que es por donde discurre el río Elon ahora. El antiguo mar árido, es ahora una población que trata de sobrevivir de las zonas de cultivo que han creado junto a la orilla del río siendo atacados constantemente por el ejército de los despertados, pertenecientes a Palawa Joko. A esta zona se la llama ahora los Baldíos Áridos y la lucha por la supervivencia aquí es constante. Al oeste de esta zona, es donde aparece una construcción de techo en forma de cúpula llamado Rancho Mantarraya, donde se crían y se venden las monturas mantarrayas. Esta montura, permite poder moverse sin peligro, tanto por el agua, como por las arenas movedizas, así como por las zonas en que la marca del dragón Kralkatorrik sería un problema para el aventurero.

El agua y la vida forman parte de La Ribera del Elon que con agua poco profunda en muchas zonas permite moverse por los peñascos gigantes que han quedado del desvío del agua por esta zona, sustituyendo el desierto por vida. El río desemboca en la llamada Cala Somera, mientras que nace al este en una catarata espectacular en la zona llamada Corriente de Elon.

Los restos de las antiguas estatuas del Desierto de Cristal que un día estuvieron en pie en esta zona, hoy aparecen desperdigadas por el suelo, y otras que ya estaban en el suelo han quedado completamente limpias de la arena que las cubrían en parte.

En Cala Somera, es donde está una enorme roca sólo accesible con la montura Saltarín, en donde se encuentran los restos de la antigua ciudad conocida como Dunas de la Desesperación. A este lugar los héroes acudían para poder viajar desde ahí al sur y alcanzar El Templo de la Ascensión. De Dunas de la Desesperación sólo queda en pie las columnas con estatuas en ellas, siendo un lugar tomado por los Forjados.

Hoy el Templo de la Ascensión son ruinas en Bajíos de Desesperación, donde aún se conserva el Trono de Pellentia que en su día podía usarse para viajar.

La Morgue, en el muro al sur de La Ribera de Elon, Desierto de Cristal

La región acaba en un enorme muro que cubre la zona de este a oeste. Todo él está repleto de huesos, y es el lugar que marca el antiguo dominio de Palawa Joko, La Desolación. Parte del edificio puede verse en esta zona, y es conocido como La Morgue. En la antigüedad había un teletransporte al otro lado.

Mapa de la Zona

Festividades de Tyria: Memorias del Rey Loco

Hace cinco años, Tyria disfrutó por primera vez de la búsqueda de las Memorias del Rey Loco.

Aunque la festividad de Halloween se repite cada año, de forma muy especial, por primera vez desde entonces se tiene acceso a poder localizar las Memorias más famosas de toda Tyria, las del famoso Rey Loco Thorn.

Hasta ahora, sólo había podido saber de ellas por registros de lo ocurrido pero por primera vez podré recoger cada pedazo de estas memorias.

Comienza la Festividad de Halloween en Tyria. Una semana entera cargada de magia, trucos, tratos… y la visita de La Corte Lunática a Arco de León, así como su rey más más macabro y a la vez más divertido.

No os podéis perder su juego favorito: “El Rey Loco dice…” Serás recompensado con regalos si eres capaz de aguantar su juego y seguir sus órdenes sin error. Pero recuerda, sólo puedes cumplir su orden si el temible rey dice primero su frase favorita: “El Rey Loco dice…“.

En cuanto a la búsqueda de sus memorias, dejo registro aquí de mi propia búsqueda para aquellos que, como yo, deseen seguir mis pasos.

Memorias del Rey Loco Thorn

Para comenzar esta búsqueda lo primero es localizar a la asura Tassi, que nos entregará un medidor de materia (agua, gas sólido y éter) que nos permitirá usarlo con caramelos, y con ello localizar a los fantasmas que formaron parte de la historia de este rey.

Tras localizarla en la plaza central de Arco de León nos pide hacer la primera prueba allí mismo. Usando el dispositivo que consume caramelos aparece un poco más allá en la misma plaza el fantasma de una niña llamada Serene, hija de la noble familia Brody de Kryta y tiene doce años. Que nos cuenta que era amiga de los dos hermanos Thorn, Oswald y Ewan. La niña también era amiga de Lyrica y los cuatro compartían juegos. Ambas niñas estaban enamoradas de Ewan, y Oswald al que llama Os cariñosamente, un día dio de comer picante a los animales con los que jugaban por el mero hecho de divertirse. Por desgracia dio picante a la yegua de Serene que acabó arrollándola y matándola.

Buscamos la siguiente ubicación, y lo hacemos también en Arco de León, bajo el agua cerca de las construcciones de piedra que hoy permanecen sumergidas. Allí usando el dispositivo localizamos a Tynna. Nos cuenta que ella era la dama de compañía de Lady Lyrica. Oswald se enamoró de su dama y como Tynna vio en él maldad trató de persuadirla. Eso le costó la vida.

Aidas Ravendeath buscando fantasmas en la festividad de Halloween en Arco de León

La tercera ubicación de Arco de León está bajo los Jardines Deverol engalanados de la ciudad portuaria. Allí, usando el dispositivo aparece Samson, que es quien solía entrenar a los hermanos. Le caía mejor Ewan que Oswald y los tres jugaban en las cloacas de la ciudad. Aquel día le costó la vida.

En el cementerio de Shaemoor encontraremos al siguiente fantasma. El del propio Principe Ewan Thorn enterrado allí. Oswald engañó a su hermano para que cayera en una trampa de tela de araña gigante, matándolo de esa forma y convirtiéndose así en único heredero.

En Negra Grietaraíz en Colinas Kessex será donde localizaremos a Lady Lyrica, en una construcción de piedra medio derrumbada. Allí nos contará como Oswald la engañó para acabar casándose con ella asegurándola que podría honrar así a su amado. Una vez consiguió lo que quería comenzó a tratarla mal por lo que optó por irse a visitar a su hermana. Nunca llegó. La atracaron de camino robándola las joyas y serían además recompensados por el asesino, su marido.

En la Cripta Provérnica de Campos de Gendarran encontraremos al siguiente fantasma. El señor Humphrey Faren que ahora aparece en Hallowen decapitado. Viendo los crímenes que había cometido el rey intentó llevarlo a la justicia pero le costó la vida. Intentó detener su coronación pero acabó encadenado viendo como era coronado y fue testigo de su primer decreto real, decapitar a todos los traidores.

Es momento de visitar el Antiguo Asentamiento de Ascalon, en Campos de Gendarran. Allí hay en la colina un cementerio. Se nos aparecerá Cashel, hijo de un comerciante que fue acusado en falso y castigado por el rey. Con la hambruna muchos tuvieron que robar para comer y todos fueron acusados de hurto, incluso los que no habían robado nunca.

En las Antiguas Ruinas de Demetra en Interior de Harati, en las tumbas y donde está la Estatua de Dwayna, encontraremos a Fenn que nos cuenta que durante una sequía y viendo que perdían toda la cosecha rogaron al rey por una bajada de impuestos para así poder comprar comida. Se negó y les dijo que se alimentaran de caramelos. Evidentemente mató a todo aquel que no le obedeció.

En una de las casas de el puesto de Serafines en el Lago Arca, llamado Desembarco de Serafines en Interior de Harati encontraremos a Rufus y nos cuenta como la gente comenzó a llamar al monarca, El Rey Loco Thorn. Acabó siendo llamado así para siempre cuando impuso el día de la Masacre del Tributo. Se enteró de su apodo, y que no era por ser gracioso y hacer bromas, sino porque la gente no lo quería, así que impuso un impuesto y todos aquellos que no habían pagado éste nuevo impuesto, los puso calabazas en las cabezas en lugar de capirotes y los dejó colgados en las murallas.

En la Isla de la Gaviota Sonriente en Costa Mareasangrienta será donde localizaremos al siguiente fantasma, un Mariscal Eloniano llamado Benu. El rey se enamoró de su hija e hizo todo lo posible por casarse con ella cuando visitó Elona. Zola cedió ante las amenazas de matar a su padre y fue obligada a ir a Kryta con él y casarse. Una vez fueron matrimonio, el rey se cansó de ella y la mandó matar. Su padre intentó entonces atacar Kryta pero… murió en el intento.

Aidas Ravendeath en busca de uno de los barcos hundidos donde aparece el Mariscal Benu, en Halloween, Costa Mareasangrienta, Kryta

Visitamos entonces Meseta del Pedernalverde en Interior de Harati allí usando el dispositivo, aparece Portia que nos explica que el rey incendio su aldea y a todos sus habitantes con ella mientras no paraba de reír. A ella la obligó a presenciarlo para que luego pudiera contarlo.

El ultimo fantasma aparecerá dentro de Fuerte Cadencia, en Pantano de las Centellas. Allí Wynn nos contará como muchos se conjuraron contra el rey. Cuando lograron tenerlo a su merced para matarlo, juró ante ellos que volvería de la tumba para arruinarles la vida. Como le creyeron, cuando le mataron, dividieron su cuerpo en trozos, lo guardaron en cajas y las escondieron mediante hechizos. Desde entonces los hechizos se han mantenidos durante más de quinientos años y sólo en Halloween tiene fuerzas suficiente como para regresar levemente.

Una vez acabamos las dos primeras colecciones de notas es momento de localizar a nobles que le apoyan y que pertenecen a su corte lunática. Como he cumplido mi objetivo de hincharme a caramelos, la primera de estas nobles está en Arco de León y se llama Acreni y está junto al gigantesco caldero, al preguntarle por el Rey Loco está dispuesta a contestarme. Le pido que me hable sobre el Reino de la Locura y me cuenta que ha existido siempre pero hasta la aparición del Rey Thorn no tenía habitantes. El caos es el estable fundamento de todos los mundos y su castillo está construido precisamente con esas mismas piedras. Aunque el Rey Loco abandonó pronto Tyria el reino que le estaba destinado lo esperaba.

El siguiente en darnos información es el Patrón de Embarcación Lunático y está dentro del Laberinto del Rey Loco. Como he cumplido mi objetivo de entrar al laberinto me cuenta que no es la primera vez que se libra una guerra en el Reino de la Locura. Cuando llegó a este lugar el Rey Loco venció a todas sus criaturas y las reclutó para su ejército. Por eso tiene en su poder elemenales de caramelo, gárgolas, arañas, esqueletos o momias.

Dentro del propio Laberinto del Rey Loco está su sirviente, justo en el centro del mismo, con él será con quien tendremos que hablar para el siguiente documento respecto al Reino de la Locura. Allí un Intendente del Rey Loco y tras donar dinero, me permite conocer más sobre él. Me comenta que al principio el Reino de la Locura no existía. Se creó a partir de la magia y la voluntad del propio monarca tras su partida del mundo de los vivos. Él creó este lugar gracias a que dominaba los elementos fundamentales: tierra, fuego y caramelo. Y muchos cortesanos al morir, acudieron a su protección. Cuando acabó su obra, se preparó para su regresó y su festiva venganza contra Tyria.

El siguiente al que pregunto es al General de Brigada Grano, que está en Fuerte Marriner en Arco de León. Me indica que he de acabar con la chusma de Palawa Joko. Muchos de ellos ya han caído bajo mis armas en el Desierto de Cristal así que opta por contarme su historia. Le han dicho que los lacayos de Joko siempre están buscando vengarse pero que ellos están preparados, aunque sea solo en Halloween. Esta lucha tiene que ver con los viejos insultos entre monarcas, una rivalidad en vida que se traslada a la muerte, o quizás debido a la masacre indiscriminada de las fuerzas de Joko y la vergüenza que tuvo que pasar luego en la batalla de la Psique Herida.

El siguiente en entrevistar es al Maestro Tallista, está en Arco de León y me cuenta su historia tras haber tallado ciento cincuenta calabazas. Según cuenta, aunque el Rey Loco no pueda permanecer en Tyria durante todo elaño, la prisión en la que está no es infalibley las fronteras entre ambos mundos se debilitan, sobre todo, en la noche de Halloween. Antaño sólo podía volver durante un día y ahora, El Rey Loco establece su corte en Arco de León durante semanas enteras. Sus vínculos arcanos se debilitan, asi que su corte ofrece medios de huída, ¡y los mortales ansían su regreso! Asi que llegará el día en que quede libre durante todo un mes.

El siguiente en ser entrevistado es el Patrón de Embarcación Lunático que está dentro de la Torre del Reloj, la mayor pesadilla de Tyria. Una torre gigantesca en movimiento que hay que lograr subir y llegar al final teniendo en cuenta que gira, aparecen y desaparecen piezas… y si tardas en saltar, un liquido verde te absorbe teniendo que empezar de nuevo. Cuatro horribles niveles. Menos mal que el primo Duhr es un experto en estas cosas. Gracias a él puedo hablar con el patrón que me cuenta que no es la primera vez que se libra una guerra en el Reino de la Locura. Cuando llegó al lugar y el rey venció a todas sus criaturas, las reclutó para sus ejércitos.

Acolito Lunático Broye en el Jardín de Deverol, Arco del León

Gracias a la ayuda del primo Duhr, ahora ya puero hablar con el Acólito Lunático Broye, que por fin quiere contarme su historia gracias al haber podido completar el la armadura de acólito ligera, y por ello cumplir los estríctos estándares estéticos. Este, está en el Jardín Deverol, y en cuanto le pregunto por fin responde lo que le pregunto: Asegura que la Corte Lunática ha jurado servir al rey Thorn, en esta vida o en cualquier otra. Como cortesano recaudan impuestos, oprimen al campesino y cuidal del poni invisible del rey, además de reírte de sus chistes. Está convencido que tarde o temprano, conseguirá regresar.

Memorias de Rey Loco, espaldar. Laberinto del Rey Loco

Con toda la información sacada, nos hacen llegar por fin la última colección a completar. La colección incluye todas las prendas de la Corte Lunática. Durante nuestra búsqueda nos entregaron una pieza por prueba, en total seis. Ahora es el momento de comprarle a la noble lunática que está junto al Laberinto del Rey Loco cerca de la Forja Mística de Arco de León las recetas restantes. Cada una de ellas costará entre 1 y 2 mazorcas de caramelo. Como yo escogí la armadura ligera completa, tendré que comprarle la colección de seis recetas de cada pieza de la armadura media, y lo mismo para la armadura pesada más… la runa que servirá para crear la colección.

Es momento de hacer trabajar a un sastre, un peletero y un forjador de armaduras para que fabrique cada una de ellas.

Con suficiente gasa, oricalco y pegotes de ectoplasma, se puede fabricar la colección completa y recibir como recompensa el espaldar de El Rey Loco Thorn.

¡¡ Feliz Halloween Trya!!

 

 

Forjando Leyendas: En Busca de una Ciudad Perdida

Nota: Todo el contenido de esta entrada forma parte de la Historia Viviente de la Expansión Path Of Fire, si aún no sabes qué va a pasar, todo ello podría spoilearte.

La Ribera del Elon prácticamente puede decirse que es una ubicación nueva respecto al pasado. Lo que puede verse ahora, no tienen nada que ver con lo que fue antaño. Si sé que estoy en esta región que ya anduvieran mis antepasados es de momento por la visible y enigmática Roca del Augurio además de por las estatuas nada más acceder a la región, así como Los Olvidados que aparecen dispersos aquí y allá.

Pensando que quizás encontraría información valiosa en Roca del Augurio subí a esta zona tras usas el teletransporte que se activa si se lograr acabar con los marcados de la región.

Acceder a esta legendaria ubicación fue como si los recuerdos del pasado se unieron a lo nuevo que podía ver aquí. Cuando alcancé la Sala de la Ascensión fue como sentir una sacudida. Allí estaba el lugar donde mis antepasados llegaron buscando una forma de cumplir las Profecías del Buscador de la Llama. Aquellas profecías que la mismísima Glint les explicó que debían cumplir para salvar Tyria.

En la Sala de la Ascensión, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Toda la zona está repleta de enemigos pero si se logra despejar el lugar, se consigue poder leer unas placas donde se relatan las Profecías del Buscador de la Llama. Hoy día, puede que a muchos sólo les parezca una maravillosa arma legendaria convertida en un precioso escudo, pero es muchísimo más. Podría decirse sin duda alguna que es la esencia que nos ha traído a este lugar y a este día hoy.

No puedo mirar mucho más aquí, yo también he de cumplir mi cometido, pero volveré a este lugar en algún momento. Desciendo pues de Roca del Augurio para viajar un poco más al sur. Angélica Celestial se unirá en este punto a mi búsqueda.

Sobrevolando el primer campamento, la Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Nos acercamos a ver un par de campamentos que nos indican que están cerca de Roca del Augurio y busco información en estas ubicaciones sobre algo que tenga que ver con Vlast. Tras movernos por la zona prácticamente la información dada acaba siendo unánime: Vlast nació aquí, en estas tierras.

Recogiendo información y relatos en La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Será en uno de los campamentos donde nos indiquen la ubicación pero nos advierten que para poder movernos por la zona será necesario conseguir una mantarraya por montura. Por ese motivo nos dan la ubicación de un oasis un poco más al sur.

Rancho de Mantarraya, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Tras alcanzar la zona busco información nueva mientras ayudo en el lugar usando una de las monturas que me prestan para traer medicinas o dar alimentos a los que allí se encuentran, así como localizar monturas perdidas. Una vez consigo ayudar a la encargada del rancho ésta me ofrece poder comprar una montura nueva. La mantarraya servirá ahora para movernos por la arenas movedizas, así como por la superficie del agua más rápido y sin dificultad, dado que toda la zona sur de la región es un vergel debido al río Elon que ahora forma parte de la zona debido al desvío en su día del cauce por Palawa Joko.

Una vez conseguimos las monturas nuevas, nos decantamos por intentar localizar el lugar exacto donde nació Vlast, quizás allí encontremos respuestas dado que fueron los Exaltados, descendientes de aquellos Olvidados los que acabaron criándolo.

Antes de viajar al sur, optamos por buscar información en el norte. De esta forma comprendimos lo que se nos venía encima. Siguiendo el llamado Camino de Profeta, acabamos en una extraña edificación con una calavera gigante. El lugar es llamado Barrido de Punto Muerto, y marca la advertencia al lugar que nos espera más al sur. Palawa Joko y sus dominios.

Calavera gigante en Barrido de Punto Muerto, Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Cuando alcanzamos el Elon, lo primero que vemos es un asentamiento humano que está siendo constantemente atacado por enemigos. Los Despertados, el ejército de Palawa Joko está en esta zona y al adentrarnos un poco más al sur comprendemos el motivo. Estatuas que aluden la victoria de Palawa Joko nos reciben.

Toda esta región ha sido el lugar donde se asentó y desde donde gobernó cuando consiguió su objetivo siendo su lugar de residencia un enorme muro y una enorme edificación justo en la linde de la región. La entrada al lugar está cerrada y bien protegida. Ahora es conocida como La Morgue.

La llamada Puerta de Joko nos cierra el paso a la siguiente región, y La Morgue tampoco tiene acceso de momento. Hemos de seguir preguntando y buscando información sobre el lugar donde nació Vlast, un lugar que según las leyendas es la entrada a una ciudad perdida. Hemos de encontrar más información al respecto.

Tras regresar a los primeros campamentos y volver a preguntar, es allí donde nos indican que la ciudad era conocida con el nombre de Kesho. Tras preguntar en varias zonas por esta información, por fin localizamos a alguien que nos indica que hay una fisura en el desierto al oeste y que la leyenda dice que fue allí donde nació el hijo de Glint.

Sin pensarlo viajamos hacia esa zona. Mientras íbamos hacia allí en nuestras monturas, de repente apareció ante nosotros un enemigo legendario. No es la primera vez que lucho contra un enemigo de este tipo, pero lo que no esperaba ver es a un enemigo legendario, vestido como yo, de la misma profesión que yo y… ¡con mi mismo nombre! Y no sólo eso, es ayudada por un ejército menor de elementalistas como Angélica Celestial. Todo un ejército se reúne de repente en la zona para atacar a este legendario que lucha en modo Alter Ego y comienza a matar a todo aquel que se interpone en su camino. Hasta en tres ocasiones estamos a punto de acabar con ella pero el Legendario Lady Anna Kardo cuando parece que va a caer, lanza un ataque que aniquila a la mitad de los que estamos luchando contra él y restablece su salud.

Contra el Alter Ego Legendario Lady Anna Kardo en La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Tras casi veinte minutos de lucha continuada y sin cuartel, logramos acabar con ella. Nunca pensé que acabar conmigo misma fuera tan complicado.

Nos disponemos a avanzar por fin hacia la zona indicada con la fisura cuando recibo un aviso de otro héroe. Üngarmax me comenta que ha descubierto varios sitios ocultos de Tyria y que estaría encantado/a de poder compartir estas ubicaciones. Sin duda volveré a contactar en algún momento con él/ella para compartir esa información. Para mí no hay nada más divertido que explorar Tyria.

Alcanzamos por fin la grieta, abajo hay arenas movedizas así que la única forma de alcanzar el sitio es usando nuestras nuevas monturas.

Fisura en La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Una extraña cueva aparece ante nuestros ojos. En el centro hay una tablilla. Accedemos a la sala donde se puede pisar con tranquilidad y vemos ante nosotros varios pilares cargados. El lugar me recuerda poderosamente a la ciudad de Tarir y a sus estructuras. Tenemos que conseguir accionar cada columna y encender todas a la vez para poder tener acceso a la tablilla que hay en el pedestal del centro. Tras varios intentos logramos el objetivo. Estamos en el lugar exacto donde nació Vlast.

Lugar del nacimiento de Vlast, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

La tablilla nos revela nueva información dada por un Olvidado llamado Josso Essher. Allí fue donde nació el legado de Glint y donde sus cuidadores crearon una ciudad para mantenerlo a salvo. Estamos ante la entrada de la Ciudad Perdida de Kesho.

La caverna se abre ante nosotras. Nadie ha puesto el pie allí hace siglos. La estructura es gigantesca y la arena parece querer acabar con todo. Informo a Taimi de donde estamos y comenzamos a buscar pistas en el lugar.

Ciudad Perdida de Kesho, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Localizamos un diario y varios pedestales con lo que parecen Exaltados pero parecen agotados de energía por lo que permanecen estáticos. Aunque tampoco tienen un color dorado. Parece más bien anaranjado, mejor no tocar.

Ante un pedestal en la Ciudad Perdida de Kesho, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Quizás en la parte más alta estén las respuestas a nuestras preguntas. Taimi nos indica que parece que el lugar necesita energía para cobrar vida. Nos decidimos por subir. Y nos cuenta varios intentos alcanzar lo alto de la sala. También me informa de que Aurene está muy nerviosa, que creen que es por la muerte de su hermano Vlast y que parece enloquecida intentando aprender a volar tan rápido como pueda. De momento sus intentos de vuelo son torpes pero no cesa su empeño en aprender poniéndose como objetivo los altos muros de Tarir. Caithe ha comentado que parece como si la dragona estuviera dispuesta a cualquier cosa por saltarlos. Aprende deprisa aunque aún es torpe en este nuevo cometido.

Subiendo a lo alto de la Ciudad Perdida de Kesho, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

En lo alto de la Ciudad Perdida de Kesho, La Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Una vez arriba, un haz de luz lo envuelve todo, es de verdad como si esta ciudad de Kesho hubiera sido sacada de la mismísima Tarir. Tras volver a bajar, por fin divisamos una pequeña bola de energía. Tras colocarla en el pequeño altar, el lugar cobra vida. Unas puertas se abren y un Exaltado hace aparición.

El Exaltado dice llamarse Sadizi y ser el guardián del lugar. Tras indicarle primero que estamos allí en una misión y no queremos hacerle daño, le informamos de todo lo que sabemos hasta ahora, incluido lo de Vlast. Ante las noticias, Sadizi nos dice que Balthazar y Joko has estado primero allí y han tratado de acabar con el lugar, esperando así acabar con toda la información. Cuando le explicamos que estamos para acabar con él, nos ofrece su ayuda. Balthazar creyó haber acabado con la información que los pedestales guardan, pero Sadizi logró esconderse por lo que sólo creyó conseguir el objetivo.

Tras destruir por nuestra parte primero a los Exaltados anaranjados que han sido corrompidos con la llegada de Balthazar, tenemos acceso a la información. Tras hacerlo, nos indica que tendremos acceso a saber más si nos acercamos a todos y cada uno de los pedestales. Sadizi nos acompaña a cada uno de ellos. Josso Esser era el líder que les dirigió en la construcción de Kesho y el cuidado de los vástagos de Glint a su muerte. Fue este arquitecto quien trató de convertir a Kralkatorrik. Los Olvidados, intentaron convertirlo pero fue un fracaso. La lección que aprendieron es que los Dragones Ancianos son muy poderosos pero no inmortales. Cada uno de ellos tiene un punto débil diferente, que a su vez es su mayor fuerza. Mordremoth, y la mente eran su mayor poder: el pensamiento. Pero además de ser su fuerte también era su debilidad. Y lo mismo ocurre con Kralkatorrik. Su poder es el de cristalizar objetos. Sus criaturas comparten una resonancia esencial que los conecta al propio Dragón Anciano, lo que a la vez le hace vulnerable. Por ese razón Balthazar buscaba a su vástago Vlast para tener acceso a Kralkatorrik. Pero ahora que Vlast ha muerto, tendrá que buscar otro método. Los Olvidados sabían que acabar con los Dragones Ancianos era la perdición de Tyria, y sus vástagos por tanto son su debilidad. ¿Por qué criar entonces a posibles armas que pudieran acabar con el Dragón Anciano poniendo en peligro a Tyria? Las respuestas están al otro lado de la puerta que el propio Sadizi nos indica.

Los pedestales están cargados de información y recuerdos del propio Vlast. De como sabe que Kesho es su hogar pero que se siente atrapado allí. Vlast creció aislado y a la larga, acabó sintiéndose atrapado. Los Exaltados se dieron cuenta tarde de que Vlast necesitaba socializar con otras razas para crear un vínculo con ellas. Vlast llegó un momento en que sólo pensaba en su cometido, entregado por los propios Olvidados, vengar la muerte de su madre y acabar con Kralkatorrik. Para él Los Olvidados era sus carceleros y los Exaltados sólo los siervos de Los Olvidados.

Es momento de cruzar la puerta que Sadizi nos indica, ahora que sabemos que Balthazar ha fracaso en su intento de conseguir información aunque cree que la tiene toda.

El Exaltado Sadizi en La Ciudad perdida de Kesho, La Ribera de Elon, Desierto de Cristal

Hemos recibido aviso de que ha sido visto en la llamada Aguja de la Cala Somera que por lo que veo, es la antigua ubicación de Dunas de la Desesperación, lugar que quedaba muy próximo a llamado Templo de las Ascensión.

Ese lugar es mi objetivo ahora, enfrentarme cara a cara con Balthazar.

Forjando Leyendas: Buscando en La Niebla

Nota: Todo el contenido de esta entrada forma parte de la Historia Viviente de la Expansión Path Of Fire, si aún no sabes qué va a pasar, todo ello podría spoilearte.

En la Niebla, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Juntos damos el paso al otro lado. El lugar al principio es bastante confuso, prácticamente no se ve nada de lo que hay delante. Avanzamos con cautela, hasta que de repente, el lugar se despeja y puedo ver una estructura en el aire y algo en el suelo enorme, pero también me doy cuenta que, salvo Canach, Dastan Aldesaar y Freya Valeska el resto de mis compañeros no están junto a mi. Buscamos a Rytlock y a Kasmeer por la zona y no tardamos en localizarlos.

Símbolo de los Lanceros del Sol en La Niebla, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Una vez nos reunimos nos acercamos a la extraña estructura. No es hasta que estamos cerca cuando nos percatamos de que es el símbolo de Los Lanceros del Sol. El gigantesco símbolo, aparece con todos los detalles, pero es evidente que faltan piezas. Nos separamos pues para buscar las piezas que faltan.

Tras recoger el primer fragmento en la zona, buscamos su lugar en el gigantesco símbolo que me es tan familiar. Buscamos la similitud del objeto encontrado con los huecos para evitar errar, y después giramos el objeto dentro para que coincida. Tras repetir la operación de búsqueda y colocación cuatro veces, completamos el puzzle. El gran símbolo de Los Lanceros del Sol gira y se enciende y una serie de fantasmas aparecen en la zona.

Nos acercamos a uno de ellos. Se hace llamar Zaklem y porta el traje de Los Lanceros del Sol. Asegura ser el símbolo de la lealtad. Nos plantea un dilema y teniendo en cuenta a lo que simboliza, respondemos a su pregunta. Al hacerlo correctamente nos ofrece una nueva pieza que colocamos en el lugar que el propio símbolo en el lugar nos indica. Después avanzamos hacia otro de Los Lanceros del Sol. Dice llamarse Gundayo y la verdad es su símbolo. Tras proponernos una pregunta respondemos según su símbolo. Al hacerlo correctamente nos entrega una pieza más. Después hablamos con Yasfahr que porta el símbolo del sacrificio, ante él tenemos que luchar. Al vencerlo, nos entrega su símbolo. Giweko, símbolo de la humildad, ante nuestra respuesta nos entrega su símbolo y lo mismo hace Virzuk que porta el símbolo de la compasión. Con ello completamos el símbolo de Los Lanceros del Sol que por fin tiene en él sus cuatro normas principales: Lealtad, Humildad, Sacrificio, Verdad y Compasión. Al lograrlo, un enorme portal aparece ante nosotros. Hemos superado la prueba, estamos listos para cruzar al otro lado.

Biblioteca en La Niebla, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Tras poner el pie en el nuevo lugar, nada tiene que ver con el anterior. Este es un edificio gigantesco, tanto en tamaño como en altura. Hay escaleras que ascienden en espiral altísimo, en el centro hay pasarelas, hay agua en la zona y también una enorme base en el centro con varios libros sobre pedestales. Nos acercamos al lugar maravillados: es una Biblioteca, la más grande que jamás he visto.

Al alcanzar el centro aparece ante nosotros quién podría ser el dueño del lugar. Kasmeer se queda paralizada, yo sencillamente no me creo lo que veo. La diosa Kormir, que fuera humana en su día y que luchara junto a mis antepasados para librar a Elona del Anochecer de Abaddon con la ayuda de Varesh Ossa y que tratara de hacer volver al antiguo dios encerrado, hace aparición ante nosotros. Nos reconoce a todos los que estamos allí, incluso reconoce la bendición que me fuera dada con ella al nacer debido precisamente a los acontecimientos que vivieran mis antepasados en su día.

La diosa sabe por qué estamos allí, y sabe lo que ha ocurrido. Aunque Kasmeer en nombre de todos la suplica ayuda para detener al dios Balthazar ella asegura que no necesitamos la ayuda de los dioses. Que todos han partido, y ella va a hacer lo mismo. Nos indica que el dios Balthazar fue encerrado por el resto de los dioses cuando éste decidió acabar con los Dragones Ancianos, aunque todos ellos decidieron partir de Tyria para evitar el conflicto. Pero Balthazar vio en aquello una oportunidad, acabar definitivamente con ellos y quedarse con su poder. Ante aquello el resto de dioses se negaron, y viendo su osadía y que nada podría detenerlo, decidieron despojarle de su poder y encerrarlo.

Nos asegura que por mucho poder que pueda tener ya no es un dios, porque se le ha despojado de su inmortalidad. Que es poderoso pero que debemos encontrar por nosotros mismos la forma de detenerlo.

Kormir en la Biblioteca de la Niebla, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

La diosa confía plenamente en nosotros y nos lo hace saber. Pero partirá con el resto de dioses, allá donde vayan, dejándonos solos en esta misión. Nos asegura que no puede involucrarse en una guerra entre dioses, no después de lo que ocurriera antaño.

Hace mil tres cientos años, Abaddon y sus fanáticos seguidores lideraron una guerra contra el resto de dioses en las costas y las islas del entonces Mar de Cristal. La guerra fue tan devastadora que todo aquel océano se evaporó quedando lo que hoy conocemos como Desierto de Cristal. Para cuando lograron derrotar a Abaddon, las tierras donde se produjo la batalla definitiva, acabó destruyendo la tierra y creando La Desolación al sur del Desierto de Cristal. Y aunque Abaddon fue encerrado, mis antepasados tuvieron que ayudar precisamente a la ahora diosa para acabar con su intento de escapar del Reino del Tormento. Kormir se sacrificó para absorber su poder, se pudo detener aquello, pero el costo fue el despertar de Primordus. Por ese motivo, para evitar un mal mayor, la diosa nos deniega la ayuda física. Pero nos asegura que sigamos el rastro de Vlast. Hemos de restaurar lo que se ha roto y buscar en el desierto.

La vemos partir siendo conocedores de nuestra confianza para acabar con Balthazar y sabiendo que podemos encontrar en Tyria lo que necesitemos para nuestro objetivo. El futuro de la misión depende ahora del legado de Glint. Ella y sus vástagos fueron la solución en su momento. Vlast nos ha ayudado hasta ahora, y nos ha hecho sabedores de información que ha sido crucial. Hemos de encontrar el camino en la profecía que en su día Glint hiciera poniendo en nuestro camino a sus hijos. Ahora sólo hemos de encontrar sus pistas en el desierto. Además, tenemos a Aurene. Ella está de nuestro lado.

Mientras Canach preguntará a sus contactos en la Orden de las Sombras, por mi parte viajaré al sur para buscar información sobre Vlast en las tierras contiguas a las Tierras Altas del Desierto.

Antes de salir de la espléndida biblioteca, buscamos información en ella. Tras dividirnos buscamos en las altas estanterías diferentes libros. Cada uno de ellos nos cuenta algo del pasado de Tyria. También localizamos pergaminos y una zona oculta de la biblioteca bajo el agua. El lugar es sencillamente único.

Tras salir de allí es momento de viajar al sur. Pero primero hago una visita al Gran Casino de Sahil, a la oficina de Zalambur por si tiene alguna información nueva. Este tiene bastante información de lo ocurrido hasta ahora, queda claro que maneja con soltura el arte del espionaje. Regreso pues al Cañón del Destino en el Oasis de Cristal, dado que el paso a la siguiente región está justo en este lugar.

Tras cruzar al otro lado, lo primero que diviso en La Ribera del Elon, son unas estatuas que me son familiares.

¡Y vaya que me son familiares! Aunque podrían confundirse con Kraits a primera vista debido al desgaste, su forma y vestimenta es inconfundible. Es una estatua de un Olvidado. Aún recuerdo los cuentos e historias que se relataban en mi familia sobre estos seres. Aunque mis antepasados Elonianos, nunca llegaron a ver la ciudad de Ascalon antes de la Devastación, decían que en aquel lugar y antes de ser arrasado, un gigantesco mural representaba a esta raza y se decía que era tan antigua como los Dragones Ancianos. Para cuando mis antepasados recorrieron estos mismos lugares, pudieron verlos en el Desierto de Cristal y en el Reino del Tormento durante el Anochecer que la propia Kormir nos contaba en su Biblioteca. Eran devotos de los Seis Dioses Humanos, y las leyendas dicen que vinieron con ellos de La Niebla para ser los guardianes de Tyria mientras los Seis Dioses se ocupaban de otras cosas. Al final, acabaron siendo los sirvientes de Glint a la que liberaron del control de Kralkatorrik por el bien de Tyria. Al tocar la estatua… un Olvidado aparece ante mi proponiéndome una pregunta o luchar, opto por la primera. Tengo suerte de conocer la historia antigua de mi continente gracias a mis antepasados.

Tras avanzar diviso a lo lejos a una joven Norn que trata de defenderse de una serie de marcados. Tras ayudarla, me pregunta si estoy allí para buscar la Ascensión. La hago repetir la pregunta porque creo que he entendido mal lo que acaba de decirme. ¿La Ascensión?

Ante antiguo transporte, Ribera del Elon, Desierto de Cristal

Pero no, he entendido perfectamente. Ella está allí buscando como el resto información de cómo ascender. No había oído esa palabra desde que era niña. Hace 250 años, en estas misma tierras, los héroes que la alcanzaban eran guiados por el fantasma de Turai Ossa, así como de otros héroes de las batallas contra Palawo Joko, que buscaban la forma de Ascender. Pasar al otro lado tras realizar una serie de pruebas heroicas, lo que incluía llegar a luchar contra uno mismo y alcanzar así la gloria en la Sala de los Héroes. Al mirar el montículo que tengo delante, todo tiene sentido. Esa ubicación ha de ser sin duda alguna, Roca del Augurio. Y yo que creía que en Oasis de Cristal y en las Tierras Altas del Desierto estaba viviendo historia antigua en estado puro.

Es momento de empezar a buscar información al respecto y de paso, andar el camino que anduvieron mis antepasados.

 

Forjando Leyendas: La Guarida de Glint y La Tumba de los Reyes Primigenios

Nota: Todo el contenido de esta entrada forma parte de la Historia Viviente de la Expansión Path Of Fire, si aún no sabes qué va a pasar, todo ello podría spoilearte.

[…] Si descubres que… Si has encontrado estos cristales, querrá decir que he fracasado antes de que lleguemos a conocernos. Habría disfrutado de la compañía en los cielos del desierto. Tengo entendido que has elegido una campeona. La hará falta esto cuando el mundo cambie. La muerte del dragón de la selva ha acelerado el alzamiento de nuestro ancestro. El dios del fuego sigue persiguiéndome. Temo que logre hacerse con el arma… Si la consigue, las consecuencias serán impredecibles. La habría destruido pero madre lo prohibió. Ella jamas previó esta crisis. El camino correcto me resulta esquivo. Me siento atrapado en este papel, en este “legado”. Ansío la libertad, pero no puedo ignorar la responsabilidad. De hacerlo, condenaría a una destrucción segura a las razas mortales. Y puede que a mi mismo también. Con todo, ¿acaso no hay una cierta libertad en la muerte?
El poder de Kralkatorrik sigue creciendo y la muerte de nuestra madre sigue sin vengarse. Cuando llegue el momento… Me pregunto, hermana… ¿tus asistentes Exaltados te están formando como me formaron a mi? ¿Sus palabras han llegado a tu corazón? ¿Sientes cómo el peso de esas palabras aumenta a cada momento que pasa? Un consejo: si te cansas de tus cuidadores, un bufido o un coletazo conseguirán que se larguen. Que nadie te haga olvidar qué eres… ni ellos ni tu misma.
Tu campeona me intriga. Tal ves porque la mía nunca hizo acto de presencia. Los Exaltados me dieron un objetivo, pero no un autentico vínculo con él. Espero que te vaya mejor, hermana. Espero que tengas un objetivo que te llene. Por lo general, lo único que me llena es la ira.
Quien porta esta arma tiene en sus manos el destino de Tyria… el poder para cambiar este mundo. Con ella podría matarse a los dragones ancianos. Su poder no debe tomarse a la ligera. Se creó para que los mortales pudiesen hacer la labor de los dragones, de nuestro linaje. Para combatir un poder cataclísmico y evitar la destrucción de toda vida. Él la busca para un fin erróneo. No estamos listos. Hermana, es una carga pesada, en ocasiones, demasiado pesada. Pero madre creía, y por ello hemos de resistir […]

Recoger cada fragmento de los pensamientos de Vlast ha sido casi como sentir cada sensación que éste ha tenido en esta lucha continuada. Todo ello mezclado con el sentimiento de Aurene, que unida a ella, puedo sentir su dolor, su rabia… su soledad ahora. Igual que mi vínculo con ella, ésta ha sentido la agonía y dolor de la muerte de su hermano de manos de Balthazar. Cuando he logrado hablar con Taimi en una de las zonas altas de esta región, he comprobado que no estaba equivocada en ello. Siente rabia por lo ocurrido, siente soledad por saber que pudo conocer a un hermano y ahora Balthazar le ha arrebatado eso. Siento que quiere venganza, pero también justicia. Espero que Caithe y La Luminosa puedan inculcar en ella la fuerza necesaria para luchar por lo justo.

Y lo justo ahora mismo es detener a Balthazar como sea. Ahora que gracias a los recuerdos de Vlast sabemos que hay un arma que el dios busca para acabar con los Dragones Ancianos, es necesario encontrarla, impedir que llegue a ella y después decidir qué hacer al respecto. Pero sobre todo, llegar antes que el dios. Al menos contamos con información del pasado para saber dónde buscar.

La idea de buscar en la Guarida de Glint fue casi unánime cuando comenté con Canach, Kasmeer y Rytlock lo que había averiguado en los cristales de memoria de Vlast. Rytlock ya estuvo allí en su día con su clan, cuando perdieron a Snaff, y también con Glint en aquella última misión que acabó separando al Clan Filo del Destino. Kasmeer, Marjory y yo misma hemos estado en un lugar parecido cuando el Maestro de la Paz nos entregó la pista de Aurene. Hoy, gracias a nuestra llegada al Desierto de Cristal podemos hacer realidad esa posibilidad. Acceder a la antigua guarida de la campeona de Kralkatorrik, Glint en busca de posibles respuestas. En lo que no estábamos tan de acuerdo, es en acabar con el posible arma para impedir que caiga en malas manos. Habrá que esperar primero a averiguar más antes de decidir.

Ante la entrada que dirige a la Guarida de Glint, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Cuando nos plantamos delante del acceso, descubrimos que la zona no sólo está tomada por Marcados, de los que ya teníamos alguna idea, sino de Forjados. Está claro que Balthazar también ha puesto su mira allí buscando alternativas.

Tras conseguir controlar el acceso a la guarida, buscamos información que pueda ayudarnos y de momento lo que vemos es, a parte de la actividad de los Forjados en la entrada, unas extrañas huellas. Es momento de entrar en el estrecho pasillo y buscar respuestas.

Allí también la zona está tomada, pero por Marcados. Tras limpiar la zona, buscamos pistas. Lo que encontramos son unas pequeñas esferas que al tocarlas, y conseguir varias, nos da acceso a un extraño cristal que se reconstruye y en donde la voz de Glint nos habla de su profecía entonces y de sus temores en el futuro. No puedo creer que esté escuchando la voz de Glint en forma de memorias, me resulta tan familiar con las propias memorias de su hijo. Es como si me estuviera contando algo que sé por nacimiento.

Cristal de Memoria de Glint reconstruido, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Tras recolectar cada esencia de memoria, Glint nos abre el acceso a su guarida. Quizás allí encontremos sentido a la muerte tan absurda de su hijo bajo la mano de Balthazar y también encontremos la paz para Aurene que sé que ve lo que yo veo.

Portal de acceso a la Guarida de Glint, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

La guarida para Rytlock es un salto al pasado. Él es quien estuvo allí con sus compañeros de clan. En el centro de la sala, hay una lanza formidable, y al fondo de ella, los restos del G.O.L.E.M de Snaff que muriera en aquel mismo lugar.

En la Guarida de Glint con la Lanza de Sangre de Dragón, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Allí está, la lanza que podría acabar con Kralkatorrik por ser una Lanza de Sangre de Dragón. Aquella lanza que en su día debiera acabar con él y que acabó en una misión fracasada.

La historia no puede repetirse, esa lanza no puede acabar con el dragón si queremos que Tyria tenga un futuro. Y tampoco puede acabar en manos de Balthazar. En una de las zonas, la voz de Glint vuelve a hablarnos. Si queremos tener acceso a ella primero tendremos que ser dignos.

Ante un cristal de memoria de Glint dentro de su guarida. Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal.

Aparece ante nosotros una Faceta, una muy parecida a la que en su día tuvimos que anular para poder acceder a la información del huevo de Glint. Tras una lucha sin cuartel, por fin acabamos con ella y Glint rebela pues la información sobre la Lanza de Sangre de Dragón. Sin duda tiene que ser el arma de la que hablaba Vlast, y en nuestra mano está impedir que caiga en malas manos.

Evidentemente no todos estamos de acuerdo. Pero es en estos momentos, la única opción factible. Tras destruir la lanza es momento de buscar de nuevo cómo acabar con Balthazar de una vez por todas.

En ese mismo lugar barajamos las posibilidades. Kasmeer, que ha estado en contacto con Kito y con el Templo de Kormir propone un intento de acercamiento a los dioses. O al menos a los que quedan que aún pueden estar en el buen camino. Hay una opción que gracias a nuestra llegada al Desierto de Cristal, podría darnos un camino. Acceder al portal de La Niebla que la leyenda siempre ha dicho que hay en las Tumbas de los Reyes Primigenios.

Tumba de los Reyes Primigenios, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

No puedo creer que acabe de decir sí a esta opción. Visitar la tumba de los reyes y reinas de mi antigua Elona. Si mis padres y abuelos levantaran la cabeza… Siento un orgullo enorme a día de hoy por poder pisar las tierras que mis ancestros ayudaron también a salvar. Decidimos pues reunirnos de nuevo en la entrada de acceso a la tumba, pero antes quiero comunicar con Taimi para saber cómo está Aurene.

Ante la entrada a la Tumba de los Reyes Primigenios siento el peso de la responsabilidad y de la historia viva de mi tierra. En este lugar, los reyes fundadores humanos de Elona que hicieran su capital para vivir en Fahranur, La Colonia… también conocida como La Primera Ciudad, en la isla de Istan, se hacían enterrar aquí.

Al llegar a la entrada, el fantasma de la Reina Nadijeh, nos impide el paso asegurando que no permitirá que el lugar sea saqueado. Aunque le insistimos en que nuestras intenciones no son esas, no parece que crea nada al respecto. La miro y no puedo creer que tenga ante mi a la fundadora de la Orden de los Susurros y cuyo busto podía verse en Istan. Intento de forma pacífica que nos permita el acceso, pero al final acaba luchando por evitar nuestra entrada.

Al vencerla, nos permite el paso y la aseguro que nuestra única intención es usar el portal a La Niebla que hay dentro del lugar y que por ninguna razón nuestra intención será saquear la tumba.

Al entrar los guardias de los tesoros del lugar nos atacan, acabamos con ellos pero no tocamos nada de aquello que guardan.

En la Tumba de los Reyes Primigenios, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Entonces el Rey Wasi hace aparición. Prácticamente nos exigió lo mismo que la reina. Mientras luchábamos contra él intenté hacer memoria, pero la verdad es que su nombre no me sonaba de nada. Pero cierto es que el linaje de los Reyes Primigenios tampoco se conoce por completo.

Tras avanzar al final de la tumba, la Reina Nahlah y la Reina Dahlah nos cierran el paso. Ambas reinas gobernaron Elona juntas, siendo gemelas. Y ambas fueron buenas reinas además de que les fue levantando un monumento a ambas en las Isletas de Mehtani por su reinado. Por desgracia, la Plaga de los Escarabajos acabó asolando su reinado, acabando con ellas y también acabaron siendo culpadas de ello. Y aquí están protegiendo el lugar en el que fueron enterradas antaño.

La Reina Nahlah y la Reina Dahlah en la Tumba de los Reyes Primigenios, Tierras Altas del Desierto de Cristal, Desierto de Cristal

Como el resto, también nos atacan, pero éstas lo hacen de forma distinta, como gemelas. Primero una, luego la otra, y tendremos que acabar con ellas a la vez porque una se alimenta del poder de la otra.

Ahora que hemos vencido, me arrodillo en cada una de sus tumbas para presentar mis respetos. Al hacerlo, un portal se abre al otro lado.

Presentado respetos ante las tumbas de los antiguos Reyes Primegenios, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

No puedo creer que vayamos a cruzar a La Niebla.

Tierras Altas del Desierto: Guarida de Glint

NOTA: La información de esta entrada se ampliará según se descubran lugares y zonas nuevas mientras Hiram de Tyria y su mascota Scar, continúan su exploración. Toda esta zona pertenece a Path Of Fire.

Planicie de Sal, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

El acceso a la región es posible desde el sur y nada más cruzar el viajero se encuentra con el puesto de Makali en Linde del Adivino. El puesto normalmente se mantiene cerrado para evitar el acceso de enemigos. Al otro lado, puede contemplarse casi la desolación del lugar al que han llamado Planicie de Sal.

El terreno es casi como de piedra que ha sido maltratada por los vientos provocando socavones en la zona así como pequeñas estructuras que quizás fueran en su día montículos de verdad. Toda la zona busca desesperadamente agua para mantener la vida, por lo que pueden encontrarse dispositivos para extraerla.

Pasaje del Divino, puesto de makali, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal.

A parte de ello, más allá de las pequeñas murallas del lugar, la vida parece casi imposible. La falta de agua, deja ver restos de animales antiguos que ahora son simples esqueletos que anuncian lo peligrosa que puede llegar a ser la región.

Al este de esta zona, el paso de Kalkatorrik ha dejado su marca y también a sus Marcados. La llamada Caída del Profeta es toda una zona en varios niveles que si se logra llegar a lo más profundo, uno puede alcanzar la que fuera antaño la Guarida de Glint. En aquel lugar, se produjeron los acontecimientos que el clan Filo del Destino llevó acabo y donde el dragón Kralkatorrik buscó a su campeona para acabar con ella.

Tierras Divididas, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Al norte están las llamadas Tierras Divididas que siguen bajo la custodia de los Marcados y por encima de esta zona, La Tumba de los Reyes Primigenios. La llamada Dinastía Primigenia que abarcó desde el año 200 Antes del Éxodo, hasta el año 452 Después del Éxodo, fue el periodo de tiempo durante el cual los llamados Reyes Primigenios gobernaron el continente de Elona. Su cálculo de años está unido a la llegada de los Humanos al continente de Elona por primera vez, creando su residencia en Fahranur, la Colonia en la llamada isla de Istan en Elona. Este lugar queda muy alejado aún hoy de nosotros pero, los reyes y reinas de esta dinastía que durara 652 años, fueron enterrados en La Tumba de los Reyes Primigenios, y hoy… podemos verla en este lugar, tal y como la vieron nuestros antepasados.

Tumba de los Reyes Primigenios, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

En su interior, el tiempo parece detenido, y los fantasmas pululan la zona. Además en este lugar también hay un acceso a La Niebla.

Interior de la Tumba de los Reyes Primigenios, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Como si todas estas regiones estuvieran así debido al paso del Dragón Antiguo y lo que provocó, justo el norte la región cambia por completo. Pasamos del calor y de la árida tierra a ver por fin agua. La zona llamada Barranco del Elemento Vital, lleva ese nombre sin duda por el agua proveniente de las montañas del norte y que ésta hace de este lugar casi un vergel comparado con el sur. En las Colinas Rojizas los Ogros crían y educan mascotas en la zona.

Barranco del Elemento Vital, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

Justo al límite de esta zona, parece que ha habido un terrible derrumbamiento. Compruebo que efectivamente, si pudiera llegar al otro lado, pondría el pie en el Bastión de Halcón de Ébano en Campos de la Ruina. El túnel que debería unir ambas zonas ha colapsado y una joven lo vigila para evitar que nadie pueda intentar acceder y morir en el intento.

Altiplano de Estampida está al oeste de aquí. El lugar también está bendecido por el agua de las colinas del norte. Es en esta zona donde sus habitantes crían monturas a las que llaman “Saltarines“. Si ayudas en su cuidado y alimentación puedes obtener por su parte una de ellas que ayudarán mucho en la exploración del lugar para alcanzar lugares altos.

El oeste de la región parece sacado de otra lugar totalmente diferentes. Esta zona, toca el final de las Montañas Picoescalofriantes y la antes llamada Frontera de Deldrimor hoy aún inaccesible. En este lugar la niebla y la nieve son sus amos. Toda la zona está siendo estudiada por el Priorado de Durmand ahora, dado que se ha localizado una compleja instalación de pasillos, y de estancias de raza Enana.

La exploración aún está en proceso, porque se han localizado una serie de runas con símbolos enanos que al ser activadas se transforman en pequeños teletransportes entre lugares de toda la instalación. Toda la zona es conocida como Valle de la Fortuna y está repleta de puertas, escondrijos, y piezas muy antiguas, así como de enemigos de varios tipos los que incluyen a Destructores. Es como si el tiempo se hubiera detenido en este lugar donde la esencia de los Enanos recorre cada rincón y sus enemigos parecen guardar sus antiguos secretos.

El final de la estructura incrustada en la montaña helada, acaba en una gigantesca cúpula conocida como Peñascos Encantados. Desde esa posición parece un lugar imposible, porque mientras esta zona está completamente cubierta por el frío y la nieve, bajo la enorme catarata que cae de esta estructura puede verse abajo, un vergel de vida. Al sur de aquí, y con el salto de la enorme catarata está la Bahía Trascendente.

El brazo de mar que baña a la región del sur, el Oasis de Cristal, es el mismo que entra en esta zona y se mezcla con el agua de la gigantesca catarata. El frío de su zona más alta, se mezcla con el calor de este brazo de mar provocando una atmósfera de niebla que hasta ahora nunca había presencia de Tyria.

Bahia Transcendente, Tierras Altas del Desierto, Desierto de Cristal

 

Mapa de la Zona